Una centena de demandas de carácter laboral serían instauradas esta semana en contra del Municipio de Pereira, por parte de trabajadores de las zonas azules. El Concejal Carlos Alfredo Croswaithe Ferro, aseguró que los trabajadores de las zonas azules, en su mayoría adultos en edad de jubilación, llevan varios años trabajando bajo la modalidad de contrato de prestación de servicios, condición por la cual, pese a prolongar su actividad en el tiempo, no reciben los beneficios de las prestaciones sociales de ley. "Resulta que está demostrado que las personas que trabajan en las zonas de permitido parqueo son funcionarios y no pueden estar bajo la modalidad de prestación de servicios, porque cumplen con un horario y tienen dependencia", aseguró el concejal. Precisó el corporado del Polo Democrático que en Pereira hay personas que trabajan en las zonas azules desde el 1 de enero de  1999 y muchas de ellas están a punto de jubilación y no pueden hacerlo porque el municipio sólo les pagó unos servicios y no cotizaron pensión. Para el Concejal Croswaithe, de darse esta situación el municipio entrará en una profunda crisis, por el lesivo daño que se le hará a las arcas de Pereira. El corporado le pidió a la Personera y al Contralor de Pereira una revisión a esta figura de contratación por prestación de servicios, tema que ya tiene fallos y jurisprudencias que benefician a las personas que están laborando bajo esta modalidad.