El comandante del Gaula de la Policía, general Fernando Murillo LE aseguró a RCN Radio que la Gendarmería del Vaticano adelanta trabajos de la mano de las autoridades colombianas y de Mali para lograr la pronta liberación de la hermana Gloria Cecilia Narváez, quien fue secuestrada en febrero de 2017 por un grupo yihadista. El general recalcó también en la participación del papa Francisco. "De la mano de la Gendarmería del Vaticano hemos hecho reuniones en Holanda para intercambiar la información que persona la liberación de la religiosa. El papa está enterado de lo que hace Colombia y hasta dónde hemos llegado para lograr la liberación". La comisión colombiana en Mali, según el general Murillo, adelanta labores con la Iglesia Católica para que se agilicen las negociaciones. "El cardenal de Mali está hablando permanentemente con nuestros hombres. De igual forma algunas hermanas de otras congregaciones". Pese a que el director del Gaula confirmó que se trata de un secuestro extorsivo, por el momento se desconocen las comunicaciones que según la familia de la monja habrían recibido del grupo yihadista que la tiene y en las que les exigen dinero por su liberación. Enfatizó en que aún no se habla de un monto específico para la liberación de la religiosa.