Cargando contenido

La colombiana peleará por ganar la medalla de oro en la final de salto triple en Catar.

Caterine Ibargüen, atleta colombiana
Caterine Ibargüen, atleta colombiana
AFP

La colombiana Caterine Ibargüen, campeona olímpica de triple salto, dio las gracias a Dios "por estar aquí, que era lo único que pedía", después de su lesión en los Panamericanos de Lima.

Mire acá: Busca su tercer oro: Caterine Ibargüen clasificó a la final del salto triple

Presente en sus quintos Mundiales consecutivos, Ibargüen indicó que buscó la clasificación a la final de un solo salto. "No se consiguió, tuve que hacer el segundo, pero ya estamos en la final. Muy contenta y agradecida a Dios por darme la oportunidad de estar aquí, que era lo único que le pedía y se consiguió".

En la lucha por las medallas promete "dar lo mejor en la última prueba de la temporada".

"El recorrido de mi historia deportiva me jugó una buena jugada a nivel mental por poder llevar mi cuerpo a mi máximo nivel pese a los problemas físicos (fascitis plantar en el pie izquierdo). En la final daré lo mejor", aseguró.

Cabe recordar que la venezolana Yulimar Rojas, actual campeona del mundo de triple salto, defenderá su título el próximo sábado frente a la campeona olímpica, la colombiana Caterine Ibargüen, tras clasificar las dos con marcas respectivas de 14,31 y 14,32.

Ibargüen, que competía en el grupo A, empezó con un registro de 13,97 metros y en el segundo intento se fue a 14,32. Se pedían 14,30 para estar en la final, por lo que recogió sus pertenencias y se fue a descansar.

Puede ver: Colombia vs Venezuela: nuevo duelo entre Caterine Ibargüen y Yulimar Rojas

Rojas, en el grupo B, debutó con un nulo cercano a los 15 metros. Pisó la plastilina con la punta de la zapatilla, por lo que tuvo que volver al pasillo. A la segunda cumplió el requisito, pero sólo le sobró un centímetro (14,31). El concurso por las medallas del triple femenino se disputará el sábado.

Fuente

EFE

Encuentre más contenidos

Fin del contenido