Cargando contenido

El pedalista colombiano fue segundo en el Critérium de Saitama en Japón.

Egan Bernal
Egan Bernal
AFP

El ciclista colombiano Egan Bernal (Ineos), protagonista de 2019 con su primer título en el Tour de Francia, afirmó que hasta ahora no ha sentido presión y que no la percibe de cara al curso de 2020, pese a haber adquirido un nuevo estatus en el pelotón internacional.

"No siento presión cuando me preparo para una gran carrera, al menos hasta ahora. Tengo 22 años. Antes del Tour me decía que no tenía por qué ganar el Tour en ese momento, que sólo tenía 22 años", declaró en Japón, donde este domingo participó en el Critérium de Saitama.

"Ahora lo que pienso es que ya he ganado el Tour de Francia. Aunque no vuelva a ganar otra vez el Tour de Francia podré decir a mis hijos que gané el Tour de Francia. Así que no siento presión, solo quiero disfrutar y ser un buen ciclista", señaló.

Lea también: Egan Bernal cerró el año como un ídolo en el podio de la 'etapa 22 del Tour de Francia'

Bernal, que la pasada semana en la presentación de la ronda francesa dejó planear la duda sobre si defenderá o no su título el próximo año en la 'Grande Boucle', afirmó que no quiere obsesionarse con la carrera gala.

"No quiero ser un ciclista para el que lo único importante es el Tour de Francia. Quiero tener respeto por las otras carreras, como por las carreras italianas, que me gustan", afirmó.

Sobre el trazado del Tour de 2020, se mostró cauto pese a que parece ser muy propicio para los escaladores.

Lea también: Egan Bernal, segundo en la 'etapa 22 del Tour de Francia' en Japón

"No sé si es el trazado perfecto para los escaladores. La gente está diciendo eso, que es perfecto para escaladores. La primera impresión es que es bueno para un buen escalador", estimó. "Hay que estudiarlo bien", apuntó.

En su ascenso a la élite ha tenido como uno de los modelos a seguir a su compatriota Nairo Quintana, dos veces subcampeón del Tour de Francia (2013, 2015) y campeón en el Giro de Italia de 2014 y en la Vuelta a España de 2016.

"Es un corredor que me gusta mucho. Un escalador muy fuerte. Siempre da lo mejor de sí aunque no esté en su mejor nivel. Lo hemos visto en el Tour de Francia o en la Vuelta a España este año, él decía que no se encontraba muy bien, que había estado enfermo y que había tenido fiebre, pero igual todos los días estaba delante, peleando e intentando estar en la fuga", destacó.

- Pasión por entrenar 

El talento precoz de Bernal ha sido aplaudido por los grandes expertos, que ven en él a un ciclista con capacidad para llegar muy lejos en la historia de este deporte.

De interés: Chris Froome lanzó advertencia sobre Egan Bernal y el próximo Tour de Francia

"Con 22 años ya he ganado el Tour de Francia. No sé si podré ser como (el español Alejandro) Valverde, llegar a la edad de Valverde (39 años) ganando carreras. Solo quiero disfrutar", subrayó.

Bernal divide su tiempo entre Colombia, donde intenta pasar momentos con su familia y aprovechar las condiciones de altitud para entrenar, y Europa, donde fijó su residencia y donde tienen lugar las principales carreras ciclistas.

"Para mí no es un problema estar seis o siete horas sobre la bicicleta. Me encanta entrenar. Cuando estoy en casa intento compartir tiempo con mi madre, con mi hermano, con mi padre", aseveró.

Bernal incluso se mostró más partidario de prepararse en su entorno habitual, aunque no descartó tomar parte en las concentraciones de entrenamiento del Ineos.

"Normalmente no hago concentraciones para entrenar, prefiero entrenar en casa, en Colombia o en Andorra cuando vivía allí. Puede que lo haga el próximo año, no lo sé, si quiero mejorar algo. También es bueno compartir algo de tiempo con tus compañeros de equipo, puedo aprender de ellos", afirmó.

Entre esos compañeros de equipo están grandes nombres del pelotón como los británicos Chris Froome y Geraint Thomas, ambos excampeones del Tour de Francia, y desde el próximo curso figurará el ecuatoriano Richard Carapaz, campeón este año en el Giro de Italia.

Fuente

AFP

Encuentre más contenidos

Fin del contenido