Cargando contenido

El corredor colombiano cerró el 2018 con el subcampeonato de la clásica Milán - Turín.

'Superman' López
Miguel Ángel López, ciclista del Astana Pro Team.
AFP

El ciclista colombiano Miguel Ángel López, quien fue subcampeón de la clásica Milán-Turín, lamentó la caída que sufrió a falta de 1,2 kilómetros para llegar a la línea de meta y aseguró que todavía le quedaban energías para pelear por la victoria con el francés Thibaut Pinot, quien se quedó con el título de este año.

El líder del equipo kazajo Astana Pro Team no pudo repetir el primer lugar que obtuvo en el 2016 ni sostener el dominio colombiano, ya que Rigoberto Urán fue campeón en 2017, debido a que se fue al suelo tras un choque involuntario con el francés David Gaudu, compañero de Pinot en el Groupama.

"La verdad es que estaba muy bien, pero después de la caída tuve que conformarme con la segunda plaza. Todo pasó en un instante mientras estaba mirando atrás porque Valverde estaba teniendo un pequeño momento de crisis", dijo Miguel Ángel López al término de la competencia.

En cuanto al incidente de la carrera, el ciclista colombiano del Astana Pro Team explicó que al mismo tiempo que estaba pendiente del campeón del mundial de ciclismo. "El compañero de Pinot (Gaudu) se movió hacia la derecha y me tiró al suelo. De ahí rocé la victoria. Deseaba mucho ganar mi segunda Milán-Turín, pero ha sido de esta manera".

Además, el colombiano informó que esta carrera "es la última" que correrá en este año y consideró que "es en todo caso bueno cerrar con un resultado positivo".

De esa manera,  'Superman' López cerró la temporada con resultados importantes como los podios en la Vuelta a España y el Giro de Italia, donde además fue el campeón de los jóvenes.

Fuente

Sistema Integrado Digital y EFE

Encuentre más contenidos

Fin del contenido