Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Sebastián el 'Loco' Abreu jugando con la Selección de Uruguay.
Sebastián el 'Loco' Abreu jugando con la Selección de Uruguay.
AFP

La Copa Mundial se caracteriza por darnos partidos emotivos donde el patriotismo y el amor por la camiseta van por encima de muchas cosas que no son ajenas al fútbol. Precisamente, hace 10 años Uruguay hizo historia al convertirse en semifinalista de Sudáfrica 2010, tras 40 años de no alcanzar esa instancia en una cita orbital.

La 'Celeste', como es conocida, siempre ha tenido estirpe Olímpica y de campeón desde los años 30, hasta el recordado Mundial de 1950 cuando ocurrió el llamado 'Maracanazo'. Este equipo, de la mano del experimentado Óscar Washington Tabárez, logró escribir uno de los momentos más emotivos en los campeonatos mundiales.

Lea además: Ante Chile, España perfilaba su primer mundial hace diez años

Luego de pasar primero en el Grupo A, donde compartió terreno con México, Sudáfrica y Francia, Uruguay empezó su andadura en el torneo al eliminar en octavos a Corea del Sur por 2-1, con una gran actuación de Luis Suárez y, por supuesto, su gran figura Diego Forlán.

En cuartos el rival era la Selección de Ghana, que jugaba prácticamente de local, ya que era el único equipo africano en competencia. Desde el primer minuto el partido fue duro, donde la fuerza se convirtió en un factor determinante.

'Loco' Abreu pica el balón en Sudáfrica 2010

Sulley Muntari, jugador del Inter de Milán en ese momento, abrió el marcador de media distancia antes del descanso. Sin embargo, Forlán, 'el Diego del otro lado del Rio de La Plata', se vistió de héroe al 55' con un tremendo tiro libre y anotó el empate 1-1.

El compromiso se fue al alargue... Los dos equipos no se hacían daño y los minutos pasaban... Al minuto 119, a uno de concluir la prorroga y definir todo desde los penales, hubo una mano clara dentro del área del delantero Luis Suárez, quien se disfrazó de arquero y evitó que la bola cruzara la meta: ¡penal y expulsión!

Nada qué hacer; la ilusión uruguaya se apagaba. Suárez caminaba hacia el camerino mientras lloraba y de reojo se detuvo a ver el cobro del africano Gyan Asamoah, que erró el tiro y le dio otra oportunidad de vivir a Uruguay. Las cámaras captaron al delantero expulsado celebrar el fallo del ghanés.

Le puede interesar: A 10 años del Mundial de Sudáfrica 2010, el evento que cambió el continente africano

Empezaban los penales: Forlán lo concreta, mientras Asamoah esta vez sí lo hace. Victorino hace el 2-1 y Appiah empata. Scotti pone el 3-2 y el tiro de Mensah es atajado por Fernando Muslera. Maxi Pereira lo erra y el nerviosismo crece; no obstante, Muslera aparece de nuevo y se lo ataja a Dominic Adiyiah. Uruguay estaba a uno de ir a la semifinal y el turno de patear era de Juan Sebastián Abreu.

Muchos se preguntaban hasta ese momento por qué le decían 'El Loco': pues él, con sangre fría, decidió picarla y darle la clasificación histórica a Uruguay a las semifinales del Mundial de Sudáfrica.

Una vez más, la llamada ‘garra charrúa’ salió a flote. El equipo oriental, con sangre, sudor y lágrimas, consiguió lo impensado en territorio africano. Este, popara muchos, ha sido uno de los partidos más emotivos en la historia de los Mundial en los últimos años.

Fuente

Antena 2

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.