Cargando contenido

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Reinaldo Rueda
Reinaldo Rueda
AFP

Reinaldo Rueda, hoy director técnico de la selección de Honduras, recordó su reciente paso por la Selección Colombia, en el que no logró su principal objetivo que era clasificar a la Copa del Mundo de Qatar 2022.

Rueda también se refirió a las versiones que aseguraban que tenía una mala relación con James Rodríguez, teniendo en cuenta que en más de una oportunidad lo dejó por fuera de las convocatorias.

Lea también: [Video] Lucho Díaz preocupa: se retiró lesionado del Liverpool vs Arsenal

Al respecto, el estratega desmintió cualquier conflicto y explicó lo sucedido.

"Todo pasa por el momento del jugador. Como le dije a James, yo no quería abusar de él ni usarlo. Se lo dije: ‘prefiero que dejes de jugar cinco partidos, pero que juegues cinco años más para la Selección. Prefiero que hagas vacaciones, una limpieza mental, que se recupere ese músculo. No quiero usarte en tres partidos y no poder hacerlo en dos y más para la Copa América, partidos seguidos, viajes largos’. Él venía de una lesión, no llegó en el momento ideal. Había sufrido mucho y quise que tuviera sus vacaciones, que hiciera un buen acondicionamiento y una pretemporada completa y para eso hay que hacer vacaciones ideales. Si no hay descanso, llegan cansados a la pretemporada. Cuando jugó 5 o 6 partidos con Al Rayyan, sufriendo por el estilo de fútbol y las temperaturas, lo invité a volver, lo pensó, volvió e hizo todo lo que pudo para recuperar su nivel, que no era fácil. Un excelente ser humano, un gran profesional, competitivo, exigente con él mismo, gran líder, se hace querer. Ojalá que dure para muchos años por el bien del fútbol colombiano”, explicó el entrenador en diálogo con  Olfato de Gol con Tomy Arguelles.

Le puede interesar: América de Cali se mueve y anuncia sus primeros refuerzos para 2024

Por otro lado, Reinaldo Rueda demostró toda su frustración por no lograr la clasificación al Mundial, por lo que aseguró que fue un golpe "psicológico".

"Es un golpe psicológico muy fuerte. La ilusión de uno como entrenador es llegar a la Selección, las dos veces llegué por méritos y porque me lo solicitaron, nadie me ayudó por influencias. En 2004 veníamos de hacer un excelente trabajo en selecciones juveniles. Nos quedamos por un punto fuera del Mundial de Alemania y fue un golpe duro. Y esta última teníamos una nómina de lujo y no lo logramos. Es de las lecciones duras del fútbol, golpea demasiado por lo que significa brindarle alegría a la gente. Nadie es profeta en su tierra. Jugadores de Honduras y Ecuador nos brindaron la satisfacción profesional de clasificarnos a un Mundial. Los golpes fuertes enseñan y fortalecen. Estamos haciendo el camino para otro sueño”, afirmó.

Fuente

Antena 2

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.