Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Daniel Ortega, presidente de Nicaragua
Daniel Ortega, presidente de Nicaragua.
AFP

El Ministerio de Relaciones Exteriores de los Países Bajos condenó este sábado la decisión de Nicaragua de romper relaciones diplomáticas después de que el país europeo anunciara que no financiará la construcción de un hospital por la situación de los derechos humanos.

"La ruptura de las relaciones diplomáticas es un paso excepcional y muy inusual. Tampoco es el deseo de los Países Bajos", afirmó un portavoz del ministerio de Asuntos Exteriores neerlandés por correo electrónico.

"Es lamentable que Nicaragua haya decidido responder de esta forma desproporcionada a un mensaje crítico sobre la democracia y los derechos humanos", indicó.

Los Países Bajos dijeron que habían decidido dejar de financiar permanentemente la construcción de un hospital en Nicaragua -en suspenso desde 2018- debido al "deterioro de la situación en el campo de la democracia y los derechos humanos".

Lea también: Kremlin promete aclarar la geografía de anexión de Zaporiyia y Jersón

Afirmaron haber hecho varias advertencias a Managua, pero ahora Nicaragua "cierra la puerta".

"Los Países Bajos están discutiendo con los socios de la UE cómo vamos a responder a este movimiento de Nicaragua", destacó.

El rompimiento

Nicaragua anunció el rompimiento de relaciones diplomáticas con el del Reino de los Países Bajos este viernes, tras acusarlo de mantener una posición "injerencista, intervencionista y neocolonialista" con el país centroamericano.

Según Managua, Países Bajos "ha ofendido y continúa ofendiendo a las familias nicaragüenses con amenazas y suspensiones de obras de bien común, como hospitales para comunidades originarias y afrodescendientes".

"Repudiamos y condenamos los agravios y crímenes de esa Europa colonialista y neocolonialista frente a países codiciados y agredidos como el nuestro", indicó el Ministerio nicaragüense de Relaciones Exteriores en la nota suscrita por el canciller Denis Moncada.

Lea también: Maduro ordena a fuerzas militares venezolanas apoyar 'paz total' de Petro

"La ofensiva permanente de la representación, nada diplomática y violatoria de la Convención de Viena, de ese Gobierno neo-colonial y pro-imperial, nos obliga a tomar esta medida que defendemos con el honor, la dignidad y el espíritu soberano que nos caracteriza", añadió.

El Gobierno sandinista sostuvo que "a los imperios y los colonialistas de la Tierra los conocemos, y nada ni nadie pueden hacer olvidar sus crímenes de lesa humanidad".

Nicaragua atraviesa una crisis política y social desde abril de 2018, que se ha acentuado tras las controvertidas elecciones generales del pasado 7 de noviembre, en las que Ortega fue reelegido para un quinto mandato, cuarto consecutivo y segundo junto con su esposa, Rosario Murillo, como vicepresidenta, con sus principales contendientes en prisión.

Fuente

AFP con EFE y Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.