Cargando contenido

Esta sanción se produce después que el presidente ingresara a un campo de juego con una pistola.

Directivo del PAOK
Foto tomada de AFP

La liga de clubes de fútbol de Grecia (Superliga) anunció este jueves haber impuesto al presidente del PAOK de Salónica, Ivan Savvidis, una sanción que le impide entrar en los estadios por tres años, tras haber irrumpido en el terreno de juego con un arma en la cintura el pasado 11 de marzo en un partido ante el AEK.

La liga decidió asimismo imponer una multa de 100.000 euros al presidente del club, un influyente empresario greco-ruso, y restó tres puntos al PAOK, que además deberá pagar una multa de 63.000 euros. Estas sanciones podrán ser recurridas ante la Federación griega de fútbol.

"La sanción es dura, es el resultado de la presión por la tormenta mediática contra el PAOK", comentó el club heleno, indicando que recurrirá la decisión.

Esta sanción "no doblegará al PAOK", añadió el club en un comunicado, afirmando que ejerce de "chivo expiatorio" y que paga "por todos los pecados del fútbol griego".

La irrupción en el terreno de juego con una pistola al cinto de Ivan Savvidis, de 59 años, para protestar por una decisión arbitral, provocó la interrupción durante unas semanas del campeonato griego, que se reanudará este fin de semana, mientras pesa la amenaza de la FIFA de suspender a los clubes griegos.

Dirigido por influyentes empresarios, con relaciones privilegiadas con el mundo de la política, el fútbol griego es sacudido periódicamente por episodios de violencia y por casos de corrupción.

Fuente
Temas

Encuentre más contenidos

Fin del contenido