Cristiano Ronaldo marcó doblete en este partido logrando además una anotación de chilena.

Cristiano Ronaldo
Foto tomada de AFP

Cristiano Ronaldo volvió a ser una vez más el héroe de Real Madrid. Sus dos goles, con un segundo tanto excepcional de chilena, y una asistencia para Marcelo, sirvieron a Real Madrid para ganar en el campo de la Juventus por 3-0, en la ida de cuartos de final de la Champions, y poner pie y medio en semifinales.

El portugués, que lleva catorce tantos esta temporada en la Champions, agrandó aún más su leyenda en Turín, y va camino de convertirse en máximo goleador de la competición continental por sexto año consecutivo.

Cristiano Ronaldo marcó los dos primeros tantos (minutos 3 y 64), y dio el pase de gol a Marcelo en el tercero (72).

Con este resultado, una catástrofe debe suceder en el Santiago Bernabéu en la vuelta para que Real Madrid no se clasifique, en un partido en que la Juventus no podrá contar con el argentino Paulo Dybala, expulsado tras una entrada a Dani Carvajal en el minuto 65. 

Isco, preferido a Gareth Bale, en la alineación del Real Madrid, encontró a Cristiano Ronaldo, con un centro desde la izquierda al primer palo, en la jugada del tempranero primer gol (3).

Pese a que la Juventus llevaba la iniciativa, Real Madrid se encontró con otra buena oportunidad en el minuto 36 con un disparo de Toni Kroos desde fuera del área, que dio en el larguero.

En el inicio de la segunda parte llegó la única mala noticia para el Real Madrid, ya que Sergio Ramos vio una amarilla por una entrada a Dybala (55) y se perderá el partido de vuelta.

Con Ramos sancionado y Nacho Fernández lesionado, el Real Madrid deberá formar una defensa central de circunstancias en la vuelta.

Pese a que la Juventus seguía siendo más peligrosa, llegó el fantástico segundo gol de chilena de Cristiano Ronaldo en el minuto 64, al rematar de espaldas al arco un centro de Carvajal desde la izquierda.

Una acción que mereció incluso el aplauso y reconocimiento del público del Juventus Stadium.

Tras la expulsión de Dybala, Real Madrid se hizo con el control del partido, llegando el tercer tanto, con una pared entre Cristiano Ronaldo y Marcelo, que concluyó el brasileño.

Fuente

Encuentre más contenidos

Fin del contenido