Rusia "no impedirá" a sus deportistas que puedan participar en los Juegos de Invierno de 2018, con la bandera olímpica, anunció este miércoles el presidente ruso Vladimir Putin tras la decisión del Comité Olímpico Internacional (COI) de suspender a su país. (Rusia es suspendida de los Juegos Olímpicos 2018)

"Sin la menor duda, no vamos a poner ningún bloqueo. No impediremos a nuestros deportistas tomar parte" en los Juegos Olímpicos de Pyeongchang, del 9 al 25 de febrero próximo, declaró Putin, al margen en un encuentro con los obreros de una fábrica en Nijni Novgorod (Volga), según las palabras retransmitidas en la televisión rusa.

El martes, el COI suspendió a Rusia de los Juegos Olímpicos de Invierno de 2018 por dopaje institucionalizado, abriendo de todas maneras la puerta a los deportistas "limpios" que serán autorizados a participar bajo bandera neutra.

"Lo importante es que en las conclusiones de la Comisión (ejecutiva del COI), está escrito que no ha habido ningún sistema gubernamental de apoyo al dopaje. Es una conclusión importante", añadió el presidente ruso, preguntándose la razón de que, en estas condiciones, "los deportistas rusos hayan sido prohibidos de participar con bandera rusa".

"Condenen solo a aquellos que sean culpables. Y si no ha habido apoyo gubernamental, ¿por qué prohibirnos participar con nuestros símbolos nacionales?. Es una gran pregunta", señaló.

En sus conclusiones, el COI decidió la suspensión de por vida del viceprimer ministro ruso encargado de Deportes, Vitali Mutko, el hombre fuerte del deporte ruso desde hace casi una década, acusado de ser uno de los pivotes del sistema de dopaje.

"Nunca he dado la orden, por ejemplo, al ministerio de Deportes o a otras organizaciones, de ganar los Juegos. Nunca hubo tal misión", declaró Putin.

Tomado de AFP