Debido al dopaje institucionalizado, los rusos vieron como el Comité Olimpico Internacional les retiraba trece medallas, cuatro de ellas de oro, ganadas en Sochi en los Juegos Olímpicos de 2014, pero tras la decisión del Tribunal Arbitral del Deporte (TAS), recuperan nueve, dos de ellas de oro, y el primer puesto en el tablero final. (42 deportistas rusos sancionados por dopaje acuden al Tribunal Arbitral del Deporte)

En total, la selección rusa había ganado 33 medallas a orillas del Mar Negro, trece de ellas de oro, una actuación que le había permitido terminar primera en el tablero final, delante de Noruega y Canadá.

Pero en el marco de las sanciones pronunciadas por la comisión Oswald, en el seno del Comité Olímpico Internacional (COI), Rusia había caído a la cuarta plaza, con algunas de sus estrellas desposeídas de sus medallas, como el fondista Alexander Legkov, oro en la prueba reina de 50 km y plata en el relevo 4X10 km.

Estas dos medallas las recuperó Legkov este jueves tras la decisión del TAS, e igual ocurre con el oro ganado por Alexander Tretiakov en skeleton, así como otras cinco platas, dos de ellas en esquí de fondo, una en patinaje de velocidad y dos en luge, y un bronce en skeleton.

De este modo, Rusia se queda con 11 medallas de oro, 11 de plata y 9 de bronce, recuperando en teoría la primera plaza en el tablero de medallas, delante de Noruega, que tiene el mismo número de oros, pero menos platas, con 6, aunque logró 12 de bronce.

Además, las apelaciones de los biatletas Olga Viulkhina e Iana Romanova, que ganaron dos medallas de plata, no han sido todavía examinadas por el Tribunal Arbitral del Deporte (TAS).

En cambio, el TAS confirmó la retirada de dos medallas de oro en bobsleigh a 2 y a 4, ya que las sanciones contre Aleksandr Zubkov y Alexey Voevoda, que formaban parte de los equipos, han sido mantenidas.

Tomado de AFP