La apelación de 47 rusos que deseaban participar en los Juegos Olímpicos de Pyeongchang fue rechazada por el Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAS), anunció este viernes el organismo, a pocas horas de la ceremonia de apertura.

Entre estos deportistas y entrenadores figuran la estrella rusa de short-track, Viktor Ahn, séxtuple campeón olímpico, o el biatleta Anton Shipulin.

El Comité Olímpico Internacional (COI) celebró la decisión "con satisfacción" y dijo que ésta "apoya la lucha contra el dopaje y clarifica las cosas para todos los deportistas".

Horas más tarde los 47 deportistas renunciaron a acudir en urgencia a la justicia suiza, cerrando a priori sus opciones de estar en la edición olímpica que comienza este viernes.

"Les informo que la solicitud de medidas provisionales fue retirada y que por lo tanto la audiencia de esta tarde ha sido anulada", señaló a la AFP Myriam Nicoulaz, primera secretaria judicial del Tribunal de distrito de Lausana.

Rusia tendrá 168 competidores

Por el momento, 168 deportistas rusos considerados "limpios" por el COI han sido admitidos a participar en los Juegos bajo bandera olímpica, debido a la suspensión del Comité Olímpico Ruso.

Esta suspensión, decidida el 5 de diciembre, es consecuencia de la puesta en práctica de un sistema de dopaje institucionalizado en Rusia, particularmente en los Juegos de Invierno de Sochi-2014.

Entre los 47 rusos cuya apelación fue rechazada destaca Viktor Ahn, nacido surcoreano y nacionalizado ruso antes de Sochi-2014. Su presencia en los Juegos de 2018 lo habría convertido en una de las grandes estrellas del evento.

Anton Shipulin, uno de los mejores biatletas del mundo, figura regularmente en el Top 5 de la clasificación general de la Copa del Mundo. También está en la lista.

Así como Evgeniy Garanichev, otro biatleta, que ganó la medalla de bronce en la prueba individual en Sochi.

Tomado de AFP