El ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, aseguró en el marco de las reuniones de primavera del Banco Mundial, que el Gobierno firmó un crédito con esa entidad por US$675 millones, recursos que se destinarán al financiamiento de apropiaciones presupuestales prioritarias del Ejecutivo para este año. Cárdenas explicó que el préstamo otorgado por el organismo internacional de crédito, "es un reconocimiento a las acciones de política implementadas por el país para mejor las condiciones de crecimiento de la economía y de fortalecimiento de la productividad". Indicó que algunas de las iniciativas que se adelantarán con estos recurso son la regulación para el financiamiento de infraestructura y el acceso al crédito para el sector privado, la formación de los trabajadores colombianos con enfoques diferenciados y medidas para mejorar la eficiencia y efectividad del sistema aduanero. Destacó que estas operaciones "se negociaron en condiciones financieras favorables y competitivas para la Nación, y permitirán aprovechar el valor agregado y acompañamiento técnico que traen consigo las operaciones financiadas con la Banca Multilateral".