Cargando contenido

La compañía también indicó que la nueva regasificadora tendrá un alto impacto para el bolsillo de los colombianos.

Gas natural.
Foto de referencia de gas natural
Foto: Ingimage

La empresa canadiense Canacol Energy, se pronunció respecto al estudio entregado por la Contraloría General de la República, en el que se indica que el país perderá su autosuficiencia en gas natural el próximo año.

Para la compañía, que desde el 2008 desarrolla actividades de exploración y explotación de gas en Colombia, el país cuenta con reservas para cubrir la demanda nacional por los próximos 10 años.

“Con base en el análisis oferta demanda que realiza la Contraloría no se puede afirmar que se presentará déficit de gas natural en el 2021, ya que dicho balance no incluye oferta ya existente en el país, como son la planta de regasificación de Cartagena, los nuevos campos como Breva y Nelson Porquero, y el incremento de producción de campos existentes como Nelson, Clarinete y Pandereta”, afirmó Jorge Linero, presidente de Gas de Canacol Energy

Información relacionada: Colombia está a un año de perder autosuficiencia de gas natural: Contraloría

Agrega que “el estudio hecho por la Contraloría tampoco incluye nuevos proyectos como los 100 millones de pies cúbicos adicional que Canacol podrá incorporar en el 2024, ni los 80 millones de pies cúbicos provenientes de Orca, entre otros”.

Para la firma, el país tiene un potencial exploratorio significativo, que le permite garantizar el autoabastecimiento por varias décadas, por lo que se debe desarrollar los recursos antes que promover y priorizar la importación de gas.

Un informe de la Asociación Colombiana de Gas Natural (Naturgas) realizado en 2019, señala que Colombia tiene un potencial de hasta 54,7 TPC de gas, lo cual equivale a multiplicar por 10 las reservas actuales, generando una autosuficiencia cercana a los 50 años.

Más aquí: Listo el decreto que regula el desarrollo de pilotos de fracking en el país

Para el alto directivo, las implicaciones que tiene para el país la importación de gas, así como la construcción de una planta de regasificación en el Pacífico, son de alto impacto para las finanzas de todos los colombianos.

“Una obra que, como mínimo, costaría $700 millones de dólares, a nuestro juicio debe ser analizada con mayor rigurosidad y ponderación por todos los actores del sector. Construir esta planta de manera anticipada llevará a que los usuarios actuales de gas natural nacional deban pagar infraestructura ociosa”, concluyó Gamba.

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido