Cargando contenido

Recomienda crear un sistema de seguimiento a los millonarios recursos de los apoyos estatales.

Una de las recomendaciones de la comisión del gasto, que esta semana entregó su informe al Gobierno, es que se racionalicen los subsidios que entrega el Estado, y que en el último año superaron los 70 billones de pesos. 

Según manifestó Leonardo Villar, uno de los coordinadores de esta comisión especial que entregó sus recomendaciones sobre como mejorar el gasto público, "existe en el país un exceso de subsidios que deben ser nacionalizados subsidios en parte que van a hogares y personas naturales, y que en parte muy importante van también dirigidos a las empresas".

Señaló que para complementar la racionalización de los subsidios es necesario la creación de un sistema de información que pueda hacerle un seguimiento detallado al curso de estos subsidios, "tanto a las personas naturales como a las empresas". 

La comisión también propone la unificación de programas sociales que son los encargados de administrar estos millonarios subsidios, "en lugar de que siga la proliferación de programas y con ello se busca que se focalice mejor la entrega de estas ayudas". 

Dijo además que en el caso de los subsidios que se entregan las empresas, estos deben ser evaluados "de tal forma de que no se sigan entregando estos apoyos para propósitos que realmente no se necesitan". 

Según Villar, "sólo unos pocos programas que involucran subsidios han sido evaluados de una manera rigurosa para establecer su impacto. Entre los subsidios dirigidos a personas y hogares los más notables son el programa de transferencias monetarias para Familias en Acción y el programa Jóvenes en Acción". 

Según la comisión del gasto, la inversión que hace el país en los subsidios que se le entrega a los hogares y a las personas naturales, equivalen a 1,6% del Producto Interno Bruto (PIB), con valores superiores a los 20 billones de pesos. 

Mientras que los subsidios que se le entregan a las empresas, equivalen al 0,8% del PIB. 

El Gobierno precisamente impulsa ante el Congreso, un proyecto que busca fortalecer la entrega de los subsidios del Estado, para evitar inequidades en el proceso. 

Entre los subsidios que entrega el Estado, están los dispuestos para servicios públicos como energía y acueducto y alcantarillado, para mitigar la pobreza, la atención a la primera infancia, subsidios para educación básica media y secundaria, en materia de salud y en materia pensional, entre otros.

Encuentre más contenidos

Fin del contenido