Cargando contenido

Según la Superintendencia Financiera, el establecimiento bancario estatal deberá pagar 189 millones de pesos por cuenta de cinco multas.

Banco Agrario
Banco Agrario

La Superintendencia Financiera de Colombia confirmó las sanciones que recibieron, tanto el banco agrario como algunos de sus directivos, durante el año pasado, por el préstamo de 120 mil millones de pesos que le otorgaron a Navelena, una de las empresas de Odebrecht. 

El ente de control y vigilancia de las entidades financieras tomó la decisión luego de estudiar los recursos de apelación, que fueron presentados con anterioridad por el Banco Agrario. 

Lea también: Gremios cuestionan demanda de la Defensoría contra Plan Nacional de Desarrollo

En la revisión de los ocho procesos en contra de la entidad bancaria estatal, la Superintendencia Financiera decidió reducir una de las multas impuestas, al rebajar en 11 millones de pesos la sanción. 

Es decir, que el Banco Agrario deberá responder por cinco multas que ascienden a los 189 millones de pesos y antes del recurso de apelación las sanciones sumaban 200 millones de pesos.

Igualmente, Mónica Santamaría Salamanca, vicepresidenta comercial en el momento del préstamo de Navelena; y Gloria Marcelo Ferrán, vicepresidenta de crédito y cartera; fueron sancionadas con una multa que llega a los 3 millones de pesos cada una y un llamado de atención. 

Le puede interesar: Aprueban monto de $271,7 billones para Presupuesto de la Nación de 2020

Las sanciones impuestas al Banco Agrario están relacionadas con las irregularidades detectadas en una auditoría, en la que se evidenció que la empresa Navelena inicialmente había solicitado un préstamo de 100 mil millones de pesos, como se evidencia en los soportes documentales, sin embargo, el monto del crédito que autorizó la junta directiva de la entidad financiera era superior en 20 mil millones de pesos. 

Además, la auditoría realizada determinó que los funcionarios del Banco no tuvieron en cuenta las condiciones financieras y reputacionales de la constructora brasileña Odebrecht a la hora de aprobar el crédito solicitado. 

 

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido