Se descubrió 47 hallazgos de tipo administrativo por $19.746 millones.

Contraloría
Contraloría
Colprensa

La Contraloría General de la República adelantó una reciente auditoría a la gestión de la Agencia Nacional de Infraestructura (ANI), en la que descubrió 47 hallazgos de tipo administrativo por $19.746 millones. 

El informe, conocido por RCN Radio y realizado por el organismo de control, con corte al mes de agosto del 2017, revisó con lupa la evolución de proyectos neurálgicos como el de la Ruta del Sol tramo 2, en especial el otro sí para la vía Ocaña-Gamarra, los cuales hacen parte del escándalo de sobornos que adelantó la multinacional brasileña Odebrecht, en Colombia. 

De estos hallazgos, 18 tienen un alcance disciplinario dos más un alcance penal y cinco, un alcance fiscal. 

Uno de esos hallazgos señala una diferencia de $73.790 millones en el cruce de las órdenes de pago presupuestales de la vigencia 2016. 

Dicha diferencia radica en el presupuesto de $280.184 millones, con respecto a las vigencias futuras que por valor de $353.975 millones registró esta obra.

Asimismo, la Contraloría señaló que para el caso específico de la Ruta del Sol se presentó una sobreestimación del proyecto de $59.000 millones de pesos frente al valor inicial. 

La Contraloría también alertó sobre debilidades en el seguimiento y control del contrato en el que se adiciona el tramo Ocaña-Gamarra. 

Según el organismo de control, "en las obras que no guarden relación directa e necesaria con el objeto del contrato no pueden acordarse en ejecutarse válidamente como una adicción al respectivo contrato de concesión", como, según la Contraloría, habría ocurrido en este caso. 

Obras

Otra de las observaciones de la Contraloría tiene que ver con el plan de obras para la estación del peaje de Gamarra, que debía de terminarse en noviembre de 2016, pero que no se ejecutó en la fecha establecida. 

Esto obligó a la  ANI, a buscar la devolución de los valores ahorrados por el concesionario, por concepto de esta operación del peaje lo que ocasionó un presunto daño al patrimonio por $3040 millones. 

De igual forma, la Contraloría descubrió un gasto oneroso en los contratos de concesión de la Ruta del sol tramo 2, una situación que se presentó en los años 2015 y 2016 y que generó un daño al patrimonio por $1338 millones. 

Estás y otras irregularidades fueron puestas en conocimiento de esta entidad, tras la auditoría que realizó la Contraloría General de la República. 

Cabe recordar que el valor inicial de la obra fue de 2.4 billones. Sin embargo, tras el contrato de adición de la vía Ocaña-Gamarra, el proyecto terminó costando, $3.2 billones. 

Encuentre más contenidos

Fin del contenido