Cargando contenido

El decreto busca simplificar y agilizar cerca de 3.000 vueltas que ciudadanos y empresas privadas tienen que hacer.

Apuestas online con Rushbet
Ingimage

Con la puesta en marcha del decreto antitrámites, firmado por el presidente Iván Duque días atrás, se busca eliminar las barreras de acceso a trámites en todo el territorio nacional, ahorrándoles costos y tiempo a los usuarios, además de la pronta respuesta en materia de demandas y solicitudes de los ciudadanos. 

Con esta nueva normativa ya no es necesario la expedición física y el cobro de cualquier constancia, paz y salvo, certificado, carné o las populares tarjetas profesionales que emita el Estado para los usuarios. Estos documentos estarán en bases de datos de consulta pública.  

Lea además: Colombia, la sede de la Cumbre de Cancilleres de América

Otro de los mayores cambios que trae la norma es que las entidades públicas ya no están obligadas a exigir la copia de la cedula ampliada al 150% para la mayoría de tramites, ahora se puede confirmar la identificación por medio de la Registraduría Nacional. 

Asimismo, otro de las innovadores sustituciones tiene que ver con los tramites notariales pues no va a ser necesario estar físicamente en una notaría para realizar trámites de escrituras o traspasos. En el caso de la expedición de escrituras se puede hacer en línea, para ello solo es necesario que los involucrados tengan registrada la firma de forma electrónica.  

“El notario podrá adelantar las actuaciones notariales a través de medios electrónicos, garantizando las condiciones de seguridad, interoperabilidad, integridad y accesibilidad necesarias”, indica la norma.  

En cuanto a los funcionarios que cambien de trabajo en una entidad pública no es necesario, de ahora en adelante, presentar una nueva hoja de vida ni soportes laborales, basta con actualizar la información en línea por medio del Sigep.  

Lea también:  Estamos continuamente destruyendo empleos: profesor Jaime Tenjo

Además, para los ciudadanos o empresas que sean contratistas del Estado ya no es necesario imprimir las planillas para pasar las cuentas de cobro, ahora las entidades públicas están encargadas de verificar si el pago del seguro está al día.  

Finalmente, la norma antitrámites elimina el certificado de escolaridad para recibir los auxilios de las cajas de compensación y las pensiones de sobrevivientes, así como la presentación física de la revisión tecnicomecánica de los automóviles, ya que se creará una base de datos tal y como funciona con el SOAT. 

Fuente

Sistema Integrado Digital

Encuentre más contenidos

Fin del contenido