Industriales y comerciantes respaldaron la propuesta de Asofondos de que en el país se realice una reforma laboral antes de abordar un revolcón en materia pensional. Según señaló el presidente de la Andi, Bruce Mac Master, "no hay la menor duda de que el principal reto laboral que tiene Colombia es el de formalizar el empleo. Hay varias cifras que demuestran el nivel de informalidad laboral del país ya que está entre el 50% y el 60%, esto es muy grave porque además no les da cobertura de ningún tipo, ni en prestaciones sociales ni en cobertura de salud etc", sostuvo. Por su parte el presidente de Fenalco, Guillermo Botero, manifestó que "el país necesita sin lugar a dudas una reforma laboral pero hay que recordar que las reformas laborales se han hecho en Colombia a través de los estados de excepción, por lo que son muy difíciles de discutir en el Congreso de la República". Botero recalcó que pese a la necesidad de esta reforma en el país falta voluntad política para sacarla adelante. Propuesta Según Miguel Largacha, presidente del Consejo directivo de Asofondos, "una reforma pensional debe ser antecedida por una reforma laboral que promueva la formalización del trabajo en el país". Para el dirigente del gremio es importante mejorar la calidad de la educación superior para generar un incremento en la productividad laboral. "Para esto es necesario continuar reduciendo los costos laborales y mejorar la calidad de la educación superior, generando un incremento a la productividad laboral", sostuvo. Para los fondos de pensiones es necesario que el próximo Gobierno de prioridad en su agenda a una reforma integral para la protección a la vejez. "Toca buscar soluciones a problemas identificados como el manejo de las historias laborales, los riesgos jurídicos, también hay que permitir que el saldo de pensión mínima sea reglamentado por valores de mercado", puntualizó.