El Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural, en el marco de su estrategia de monitoreo permanente del comportamiento de los precios y el abastecimiento de alimentos, presentó un parte de normalidad en las principales plazas mayoristas del país mostrando costos favorables en hortalizas, frutas y tubérculos.

El fin de semana festivo a la central mayorista más grande del país (Corabastos) ingresaron 1.095 vehículos, generando abastecimiento de 9.611 toneladas, cifra que estuvo dentro de lo esperado.

Continúan el arroz y la papa común constituyéndose como los productos de mayor oferta en los principales centros de acopio del país.

En lo que corresponde al reporte del Sistema de Información de Precios y Abastecimiento del Sector Agropecuario (Sipsa), durante las semanas del 27 de mayo al 2 de junio y del 10 al 16 de junio en las principales centrales de acopio bajaron las cotizaciones de las hortalizas, las frutas y los tubérculos, gracias en parte al incremento en el abastecimiento de alimentos del 8,48% registrado en la primera semana del mes en curso.

En la semana anterior, según el Sipsa, cayeron los precios de las hortalizas, principalmente de la habichuela, la cebolla cabezona blanca, el ajo importado, la arveja verde, el brócoli, el chócolo mazorca, la coliflor y el tomate chonto. La reducción de las cotizaciones de la habichuela obedeció al incremento en la oferta desde Cundinamarca, Antioquia, Norte de Santander y Valle del Cauca.

En ese mismo periodo semanal se redujeron los precios mayoristas de las frutas debido a las caídas del limón común y tahití, la guayaba pera, la mora de Castilla, el aguacate papelillo, el maracuyá, la granadilla y el banano criollo. En el caso del limón común se presentó un incremento en la oferta procedente de Tolima, Santander y Antioquia.

Al inicio de junio las cotizaciones de los tubérculos se redujeron también debido al comportamiento de las papas capira, parda pastusa, única, criolla sucia, R-12 negra, y el ulluco. La reducción en los precios de la papa capira se explicó por el incremento en la producción en Ipiales (Nariño), Cerrito, Chitagá (Norte de Santander) y el Altiplano Cundiboyacense.

En cuanto al abastecimiento en las principales centrales de acopio recientemente se registró un ligero descenso del 2,28% que no ha afectado ampliamente las cotizaciones en los alimentos de la canasta familiar, gracias al incremento en el aprovisionamiento del 8,48% que se había reportado al comienzo de junio.