Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Copa menstrual
La copa menstrual se puede reutilizar y dura hasta 10 años.
Foto: Ingimage

La Presidencia de la República y el Ministerio de Hacienda concuerdan en que no se debe eliminar el IVA para la copa menstrual; entre las razones que exponen dicen que no traería un costo beneficio para las mujeres de bajos recursos que la usarían.

A través de un concepto enviado a la Corte Constitucional, las entidades de Gobierno advierten que sería "equivocado y sesgado" pensar que el costo beneficio de comprar la copa menstrual se visualiza en la económica de las mujeres.

Le puede interesar: Gobierno revisa a la baja proyección de la economía: caerá más de lo previsto

Lo anterior porque, según el concepto, aún sin el impuesto, el costo de la copa es alto, lo cual impide su compra a las mujeres de bajos recursos, “que no tienen la posibilidad de realizar los ejercicios de planeación financiera y económica necesarios, para reunir los recursos suficientes que les permitan la adquisición en un primer momento”, señala el concepto.

Contrario a lo que señalan quienes piden eliminar ese impuesto, explican que la copa menstrual se compra una sola vez y tiene una vida útil, en promedio de 10 años, mientras que las toallas y tampones se deben adquirir cada mes.

“La copa menstrual es reutilizable y en términos de durabilidad, ésta puede durar incluso hasta por 10 años. Entre los cuidados mínimos que se estiman pertinentes para mantener adecuadamente la copa se encuentran: una bolsa de algodón para almacenamiento, así como acciones de uso y cuidado”, sostiene la demanda revelada a RCN Radio.

Lea además: Copa menstrual sin IVA: lo que está en juego en la justicia

Presidencia y el Ministerio dicen que la copa menstrual no es de fácil acceso como si lo son las toallas y los tampones. “No es predicable de la copa menstrual, la cual aún se encuentra restringida a pocos canales comerciales”, se lee en el concepto.

También señalan que la eliminación de las barreras discriminatorias entre hombres y mujeres “se solventó con la inclusión de las toallas y tampones en el listado de bienes exentos, como la herramienta actualmente más empleada para el manejo de la higiene menstrual”

Otro de los argumentos que expone el Gobierno para no eliminar el IVA de la copa menstrual, es que no se puede comparar el beneficio para el medio ambiente que trae el uso de la copa con el marco de los beneficios tributarios.

En ese sentido, advierte que es el legislador quien debe analizar si es conveniente eliminar el impuesto de un producto amigable con el ambiente, pero que no se consigue en todas las tiendas a nivel nacional.

“La conveniencia o promoción del uso de determinados productos le corresponde al legislador (…) que sea este quien sopese qué aspecto determinado le interesa incentivar, si prefiere sacrificar un mayor recaudo para la promoción de un ambiente sano, incentivando el uso de mecanismos reutilizables de manejo de la higiene menstrual, como la copa o la ropa interior absorbente reutilizable, aun cuando su distribución y acceso no  tengan el mismo alcance que otros productos que ya se encuentran exentos del IVA”, puntualiza el concepto.

Quienes buscan eliminar ese impuesto sostienen que “la copa menstrual no es biodegradable, sí puede ser reciclada a través de centros especializados de reciclaje y, además, el uso de la copa menstrual reduce el número de residuos menstruales en 60 kg por persona”.

Fuente

Sistema integrado de información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.