Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Si se hace un consumo moderado de atún, no existe riesgo: Invima

Foto referencial de Ingimage



El director del Invima, Javier Humberto Guzmán, aseguró que el consumo de una porción del atún que fue encontrado por las autoridades sanitarias con niveles de mercurio por encima de lo permitido, no genera ningún riesgo para la salud.


Guzmán en diálogo con RCN Radio, explicó que los principales efectos adversos en la salud de las personas que consumen este tipo de pescado, se presenta para mujeres embarazadas lactantes y niños, siempre y cuando haya un consumo frecuente y prolongado de este alimento.


"El atún es una fuente importante de vitaminas de proteínas de ácidos grasos, de nutrientes y vitamina D, y por eso de estar en la mesa colombiana" dijo.


Indicó que "sin embargo, hay que tener cuidado con las mujeres embarazadas, los niños lactantes, las madres lactantes y los niños menores de 10 años para que no consuman más de dos latas a la semana por periodos muy prolongados".


El director del invima resaltó sin embargo que los ciudadanos deben abstenerse de consumir las latas que fueron reportadas a través de las diferentes alertas sanitarias debido a que presentan niveles de este metal pesado por encima de lo permitido en Colombia.


"Los consumos excesivos de este alimento implican un riesgo para la salud...hay un parte de tranquilidad y de comunicarle a los colombianos que esta fuente de proteína es buena, pero dando las recomendaciones para que no se exceda su consumo y así evitar cualquier afectación".


El Director del Invima precisó que se avanza en la coordinación para el retiro de 150 mil latas de las empresas Van Camps y Carulla, que fueron distribuidas en regiones como Antioquia, Cundinamarca, Boyacá y la Costa Atlántica y que contienen niveles de mercurio por encima de lo permitido.


"Nosotros emitimos 3 alertas sanitarias en las que se advirtió acerca de este producto y de acuerdo con esa información calculamos que son cerca de 150 mil las latas que están siendo retiradas" señaló.


Por su parte, el subdirector de riesgos del Instituto Nacional de Salud (INS), precisó que los colombianos deben sentirse tranquilos al momento de consumir este pescado ya que su ingesta de manera regulada, no representa ningún peligro de contraer cáncer u otras enfermedades.


"Los estudios que hemos hecho han revelado que estas enfermedades están asociadas al consumo por muchos años de este producto, pero también en altas cantidades frecuentes" expresó.


Afirmó sin embargo, que existen unos riesgos para la población infantil y para las mujeres en estado de embarazo, a quienes se les recomienda su consumo regulado.


De la misma forma, el Invima anunció que serán sancionadas estas empresas que distribuyeron el alimento sin tener en cuenta la regulación permitida.