Foto: Bertrand Guay / AFP



Gilbert Rozon, propietario y director del grupo canadiense "Juste pour Rire", rechazó las acusaciones de acoso sexual que hicieron contra él una decena de mujeres. (Lea también: Cruce de versiones enfrentan a Harvey Weinstein y Rose McGowan)

"Rechazo las acusaciones", dijo el productor a la prensa en el palacio de Justicia de Montreal, donde testificó en un litigio contra un grupo de medios de Quebec, relacionado con la venta de la agrupación "Juste pour Rire" (Sólo para reír).

"Espero que aún vivamos en una sociedad que privilegie la presunción de inocencia", añadió en su primer aparición pública después de los testimonios de las mujeres.

"Hay acusaciones en la mañana, que se juzgan en la tarde y se disculpan en la noche", señaló el exdirigente de "Juste pour Rire", citado por el Journal de Montréal.

"Nunca he hecho el amor a alguien que me haya dicho que no", añadió a la salida del tribunal.

Agresiones verbales, físicas y de violación, así como acoso sexual, son los testimonios que dieron en octubre once mujeres con el rostro descubierto al diario Le Devoir y a una radio local, sobre sus reuniones con Gilbert Rozon, haciendo un abrumador retrato del hombre de 63 años.

Las repercusiones de este asunto, a raíz del escándalo Weinstein en Estados Unidos, también llevaron a los canales de televisión franceses M6 y C8 a retirar programas a los que Gilbert Rozon estaba asociado.

Un grupo de mujeres, presuntas víctimas del ex productor, se dirigió desde entonces al Tribunal Superior de Quebec para tomar medidas conjuntas.

Según este colectivo "Les Courageuses", Gilbert Rozon habría dejado "al menos veinte víctimas en un período de 34 años, de 1982 a 2016".

AFP