Cargando contenido

La actriz dijo que aunque le han tirado los perros varias personas, ella tiene una serie de características como exigencia.

La artista fue insultada por sus seguidores luego de que se realizara algunos tatuajes en su cuerpo.
La artista fue insultada por sus seguidores luego de que se realizara algunos tatuajes en su cuerpo.
Instagram @lorenameritanooficial

Son muchas las mujeres que esperan la llegada de ese príncipe azul a sus vidas para que las hagan felices y que –pese a no tener seguramente el mejor ‘castillo’– las llenen de mucha alegría.

Al respecto, la actriz Lorena Meritano se atrevió a entregar un tipo de características del hombre que quiere en su vida. Sin embargo, también incluyó lo que no quiere, seguramente, porque bien pudo haberlo vivido antes.

“Quien busque enamorarme debe ser alguien respetuoso, educado, con buen sentido del humor, que no fume, que no tome, que no sea rumbero, que no se drogue… simplemente alguien que sea una persona sana y sencilla”, señaló.  

Igualmente, Lorena dijo que aunque hoy en día recibe muchos mensajes donde “le tiran los perros, los gatos y hasta los conejos”, aún no ha llegado esa persona que la conquiste.

“Al que le van a dar le guardan y espero que Dios me tenga guardado un hombre que me ame con mi historia, con mis cicatrices, con mi autenticidad, con mi vehemencia, con mi verdad y con mi sensibilidad”, insistió.

Por eso, indicó que actualmente su corazón está “morado” porque está sanando todo el tiempo

El corazón está en permanente sanación y cada vez está más sano. Esto no ha sido magia toda vez que ha sido un proceso en que he pedido ayuda y en el cual he tenido que ser humilde. He estado en diversas terapias y he tenido la voluntad interna, emocional y física donde se tiene la verraquera de querer hacerlo”, agregó.
 
De Lorena Meritano, a sus 48 años, se supo hace unos años que era pareja del presentador Ernesto Calzadilla, con quien no terminó bien su relación sentimental.

Fuente

Sistema Integrado Digital

Encuentre más contenidos

Fin del contenido