El locutor que por más de una década anunció los titulares de las noticias, murió el pasado viernes 21 de agosto a los 84 años por una insuficiencia renal. El locutor se encontraba en un hogar de retiro acompañado por un equipo médico especializado. Su hija, Katerine Martínez, afirmó que la familia está tranquila y resaltó que el locutor siempre estuvo muy orgulloso de los logros alcanzados durante su carrera, razón por la cual invitó a que todos los televidentes lo recordaran de la mejor manera. "Él ha decidido que se le recordara con tranquilidad, con mucha paz, a nivel público haber estado en los medios de comunicación, le había dado la oportunidad de conocer muchas personas influyentes y con una buena cantidad de memorias con él. Por eso sólo quería una misa donde se le recordara", sostuvo su hija Katerine. Sus cenizas serán depositadas en la parroquia Santa Clara de Asís, donde la familia realizará una misa en su memoria este viernes 28 de Agosto, para que los compañeros, amigos y familiares le den el último adiós al inolvidable locutor.