Cargando contenido

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Venta de pescado
Pescado
Imagen suministrada

Una de las tradiciones arraigadas durante la celebración de la Semana Santa en Colombia es el consumo de pescado, especialmente ante la abstinencia de la ingesta de carne roja.

Pero más allá de la tradición, el consumo de pescado ofrece una serie de beneficios para la salud siempre y cuando se haga de forma responsable y con alimentos de calidad.

En ese sentido, una de las prácticas más comunes es la compra de pescado en las zonas del país donde hay mar y ríos, ya que sus precios tienden a ser más bajos que en las ciudades del interior.

Más información: Horarios del D1, Ara y Éxito en Semana Santa 2024

Sin embargo, poco se habla de las recomendaciones que se deben tener en cuenta para transportar el pescado de manera adecuada y evitar que ese alimento se dañe por cambios de temperatura y una mala refrigeración.

Andrea Cortés, microbióloga de la Universidad Manuela Beltrán, advirtió que a pesar de los múltiples beneficios nutricionales que ofrece el pescado, el consumo de ese alimento en malas condiciones (cuando se presentan cambios bruscos de temperatura) puede ocasionar agraves riesgos para la salud.

"El consumo inadecuado puede afectar la salud de las personas. El pescado en mal estado puede estar contaminado con bacterias, toxinas y parásitos, que pueden causar enfermedades graves como intoxicaciones alimentarias, infecciones bacterianas o parasitarias, e incluso enfermedades transmitidas por alimentos", dijo. La experta aseguró que es fundamental no afectar la cadena de frío, utilizando neveras de icopor o de plástico con hielo que conserven el alimento entre los 0 y los 4 agrados, especialmente cuando los recorridos en carro puedan extenderse.

"En este punto, es muy conservar el pescado refrigerado a una temperatura segura y cocinarlo pronto después de la compra para evitar la proliferación de bacterias. Además, es importante manipular el pescado crudo y cocido por separado para prevenir la contaminación cruzada", dijo.

Le puede interesar: ¿Planea viajar por tierra en Semana Santa? Tome nota de los peajes más caros de Colombia

La especialista agregó que "el pescado se debe cocinar a temperaturas seguras, es decir, a una temperatura interna mínima de 63°C (145°F) para destruir cualquier bacteria o parásito presente... la presencia de mercurio y otros contaminantes en algunos tipos de pescado puede representar un riesgo para la salud, especialmente para mujeres embarazadas, lactantes y niños pequeños".

Finalmente, la experta señaló que esos alimentos se deben comprar en establecimientos de confianza como pescaderías, mercados locales o supermercados reconocidos, donde se cumplan las normativas de seguridad alimentaria y la conservación de la cadena de frío.

"Hay que inspeccionar visualmente el pescado antes de comprarlo, buscando signos de frescura como ojos claros y brillantes, piel húmeda y resbaladiza, y olor fresco", concluyó.
 

Fuente

Sistema Integrado de Información.

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.