Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Estudiantes universitarios
Ingimage

La crisis por pandemia afectó fuertemente la población estudiantil, reflejando un alto índice de deserción escolar, especialmente en las universidades de Colombia donde hay más de 10 millones de jóvenes batallado contra el encierro, limitaciones digitales y situación económica.

Frente a este panorama CityU, conocida como la ciudadela universitaria más grande de Latinoamérica, expuso un modelo único de experiencia llamado Usense, el cual da acompañamiento constante a los jóvenes en su proceso de adaptación a la vida independiente, haciéndolos sentir como en casa e involucrándose en la creación de una comunidad joven y diversa.

Lea además: Más de 60 mil estudiantes se presentaron hoy para las Pruebas Saber 11

Estudios a nivel mundial como de la Universidad de Granada en España, revelan que la gestión de las emociones está directamente relacionada con el desgaste de los alumnos durante el confinamiento. Teniendo en cuenta estas dificultades, un grupo de expertos aprovechó para lograr una mayor implicación y compromiso de los estudiantes residentes y su actividad académica, para así subsanar estas carencias.

La crisis mundial por la pandemia obligó a que cada espacio se redefiniera, por eso con el objetivo de ofrecer lo mejor a los estudiantes, esta ciudadela universitaria se certificó en operaciones bioseguras con el ICONTEC

“Se garantiza que los estudiantes sigan en un ambiente seguro y retomando espacios de socialización en los que están seguros”, afirma Angélica Cabra, directora de Usense. 

Para esto se desarrolló un modelo híbrido que permitiera continuar cerca de los residentes, independientemente de que no estuvieran en la ciudadela; entendiendo que la nueva normalidad trae prácticas híbridas, que hacen que los estudiantes empiecen a comunicarse de manera diferente y a tener nuevos espacios de socialización.

Le puede interesar: ¿Actualmente es posible estudiar en el exterior en tiempos de Covid-19?

Trabajando por la educación

Para esto, CityU vela por el crecimiento del rendimiento académico, el cual se ha definido como mayor en las personas que residen en un complejo universitario en comparación con quienes arriendan una habitación familiar o un apartamento compartido; eso debido a los espacios de bienestar, la seguridad, procesos de socialización y salud mental para el estudiante. Igualmente ofrece lugares de esparcimiento que la universidad brindaba antes, pero que con la virtualización se perdieron.

Actualmente, la deserción estudiantil es la coyuntura para la mayoría de instituciones, por eso el modelo Usense incentiva la permanencia estudiantil. Muchos alumnos se van porque no logran acomodarse a un modelo de aprendizaje, para el cual ni siquiera los profesores están preparados. 

Además, cuenta con un protocolo especial y único para prevenir y atender casos COVID-19, este proceso incluye la identificación del posible contagio con aislamiento preventivo, atención 24 horas donde los residentes se pueden contactar y comunicar sus síntomas. Además, de ofrecer una cobertura de servicio médico donde a través de tele consultas ellos también puedan contarles sus síntomas y tener atención de emergencias. 

Cuando hay un caso positivo en el complejo, se tienen pisos de aislamiento, en los cuales se tiene todas las condiciones bioseguras para garantizar la seguridad y bienestar de cada uno de los residentes.

La ciudadela no sólo es un lugar para vivir, es un hogar para los jóvenes que buscan la independencia y que trabajan por sus sueños. Es un espacio para la educación y el aprendizaje que se preocupa por que los estudiantes vuelvan a la normalidad.
 

Fuente

LA FM

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.