Cargando contenido

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Piojos: niña de 12 años cundida
Los piojos tenían cundida a la niña de 12 años.
Tomada del video

Si hay algo que resulta ser desesperante para los padres de un niño o niña es la posibilidad de que acabe infestado de piojos.

Aunque muchos han asociado este hecho con suciedad o falta de higiene, lo cierto es que estos pequeños insectos son unos parásitos sin alas que se alimentan de sangre humana y acaban propagados con facilidad en los colegios y jardines infantiles.
 

Y a propósito de estos bichos, en las últimas horas se hizo popular en redes sociales el caso de una niña australiana de 12 años que estaba cundida de piojos.

Rachel Maroun, una peluquera experta en el proceso de eliminación de los piojos, mostró el caso de la pequeña que estaba llena de parásitos y liendras en su cabellera.

La peluquera divulgó un video en la red TikTok donde se ven cientos de piojos de gran tamaño que tenían afectada a la pequeña.

De acuerdo a la especialista, la menor de 12 añitos al menos llevaba seis meses con el problema. De ahí entonces que tardara más de 9 horas en acabar con los insectos.La menor de edad tiene una condición de discapacidad, lo que hizo que los padres tuvieran líos para poder acabar con los parásitos.

El video de la niña de 12 años cundida de piojos

Ahora bien, la experta -al ver el caso de la pequeña- no ocultó su asombro por cuenta del tamaño de los piojos y de lo cundida que estaba.

De tal tamaño era este problema que la niña tenía piojos por el cuero cabelludo, el cuello y hasta su ropa.

Aunque lo habitual es que proceda a calvear a la ‘víctima’ de los piojos, por tratarse de una menor de edad de 12 años la peluquera accedió a hacer un tratamiento especial.

"Pasé unas tres horas en cada cita peinando su cabello. Algunos lugares a los que ni siquiera pude acercarme en el primer tratamiento”, sostuvo.

Además, la menor tenía una de sus orejas llena de huevos, algo que llevó a que el cabello de la niña se convirtiera en una masa pegajosa.

Para poder ayudar a la menor de edad fue necesario acudir a tres citas, cada una de tres horas, para poder acabar por completo con los piojos.

"Nos tomamos nuestro tiempo y simplemente optamos por lo que ella se sentía cómoda, y lo logramos", agregó.

Fuente

Sistema Integrado Digital

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.