Cargando contenido

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Insomnio
Insomnio
Freepik / DCStudio

Conciliar el sueño se convierte para algunas personas en un verdadero problema. Los recuerdos, las preocupaciones, la ansiedad y el estrés, pueden ocasionar descanso deficiente que afecta la salud de las personas.

El doctor en Psicología Clínica y profesor adjunto en la Universidad Internacional de Valencia (VIU), perteneciente a Planeta Formación y Universidades, indicó que miles de personas podrían estar sufriendo de “rumiación”, como consecuencia de la ansiedad del día a día.

“Son pensamientos invasivos, negativos, que reviven episodios del pasado, preocupaciones infundadas, escenarios angustiantes… todo eso da vueltas en la mente de las personas una vez entran a la cama y pueden durar incluso hasta el amanecer, afectando la calidad de vida a mediano plazo”, indicó.

Lea más: Los trastornos del sueño pueden afectar a personas de todas las edades

Subrayó que para recuperar la tranquilidad del sueño, la ciencia ha encontrado varios mecanismos comprobados. 

“En ocasiones puede ser realmente difícil de romper, suele activar nuestro sistema nervioso autónomo y entorpecer nuestro descanso”, manifestó.

El especialista señaló que es importante seguir las siguientes recomendaciones como aprender a relajarse, con una técnica de respiración apropiada que induzca a la relajación total es una técnica universal comprobada para alejar las tensiones del día a día.

“Respirar bien es un hábito que se debe adquirir, utilizar el diafragma y aprovechar la parte baja de los pulmones, hacer ejercicios para tensionar y relajar ciertos grupos musculares de manera consciente y coordinada con la inhalación y exhalación”, resaltó.

Agregó que “respirar de manera controlada activa la rama parasimpática del sistema nervioso autónomo y genera sensaciones placenteras que inducen el sueño, mientras que la relajación muscular progresiva puede contribuir a que la sobrecarga física se acabe diluyendo”.

Más información: ¿Cómo influye el clima en la calidad de sueño de los seres humanos?

Apuntó que otros de los pasos a seguir es tener una buena higiene del sueño.

“Está demostrado que crear un entorno propicio para dormir contribuye a conciliar el sueño, sin interrupciones: una iluminación tenue en las horas próximas al descanso, reducir o anular el uso de pantallas en la noche, evitar cenas pesadas, bebidas estimulantes como el café y el ejercicio intenso después de la media tarde. Se trata de preparar el cuerpo para el descanso, que se puede apoyar con ejercicios como el 'mindfulness'”, acotó.

Afirmó que otra de las técnicas es expresar nuestras preocupaciones.

“Hay que dejar salir lo que nos preocupa puede ser de gran ayuda para evitar que nos consuman por dentro y arruinen nuestro descanso. Se puede hablar con alguien de confianza sobre esto que nos inquieta, o simplemente ponerlas de manifiesto con nosotros mismos, en una suerte de diario emocional. Lo importante es exteriorizarlas, comunicarlas, para facilitar encontrar soluciones”, indicó.

El experto aseguró que cada día las personas estamos sometidas a cientos de situaciones que detonan estrés y que nos fuerzan a permanecer en estado de alerta todo el tiempo. De ahí, que un buen descanso sea tan importante como la actividad física y una buena dieta. 

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.