Cargando contenido

Roxana junto a la diseñadora Laura Laurens han creado una fusión que marca la moda.

indígena transgénero
Los tejidos de Roxana iluminan las últimas creaciones de la diseñadora colombiana Laura Laurens.
AFP

En su documento de identidad, Roxana es John Faber. Esta joven indígena transgénero se abre camino en el mundo de la moda: sus tejidos perlados iluminan las últimas creaciones de la diseñadora colombiana Laura Laurens, desde Bogotá hasta Londres, París y Nueva York.

"Desde chiquita, yo soy niña. Solo que me daba miedo mostrarlo y vestía como hombre", dice a la AFP Roxana Panchi, de 24 años. 

Lea también: Activan corredor humanitario tras bloqueos en Cauca

De manos fuertes "como un oso", su animal fetiche, teje con delicadeza un brazalete, sentada en la cama de su cabaña, en la reserva Karmatarrua de la etnia Embera, cerca del municipio Andes (noroeste).

Hace dos años su vida cambió: conoció a Laura Laurens en la feria de artesanías de Bogotá. Roxana y otros nativos exhibían sus joyas sofisticadas.

Hasta entonces Roxana era feliz con la "rutina" del tejido tradicional de perlas o chaquiras. "Esta fusión increíble con Laura no me la imaginaba (...) ya la moda está en mi cabeza", dice con una sonrisa que irradia en su rostro moreno.

Lanzada en 2013 en París y ahora conocida desde Los Ángeles hasta Florencia, la marca de Laura Laurens se distingue por sus diseños de ropa cortada en tejido militar bruto o tinturado.

"Nací en un país en guerra. Uno crea (desde) donde viene", sostiene esta mujer de 37 años. 

Le puede interesar: ICBF extenderá atención a primera infancia en el Catatumbo

Tanto el ejército como las FARC, la otrora guerrilla que firmó la paz en 2016, se vestían con uniformes de "los mismos proveedores", lo que llamó su atención. "Conceptualmente, es brutal en un país tan polarizado como el nuestro".

"Al final somos lo mismo y el territorio es el mismo", apunta Laura. Y mezclar "la tela militar con chaquiras, es una metáfora del territorio colombiano", de su diversidad, añade.

Fuente

EFE

Encuentre más contenidos

Fin del contenido