La 'Araneus', 'Gasteracantha' y 'Linothele sericata' fueron las tres especies de arañas sometidas al estudio.

telarañas
Ingimage

Aminoácidos esenciales como L-glicina, L-alanina, L-glutamina y L-prolina, encargados de la regeneración y el crecimiento de tejidos, células y músculos, en casos de daño y estrés, fueron encontrados en fibras de telarañas.

Estudiantes de la Universidad Nacional localizaron en las telarañas un regenerador de tejidos humanos luego de identificar que esta contiene una placa protectora compuesta de amidas, alanina y glicina (aminoácidos).

Favio Nicolás Rosero Rodríguez, estudiante de la Maestría en Ciencias- Física explicó que "se utilizó la espectroscopia Raman como método óptico para el análisis de la muestra, con la cual se determinó la superficie y la composición interna de las fibras de telaraña analizadas. De esta forma, se observó que cada fibra está compuesta de hilos axiales y vellosidades laterales que permiten la adhesión a las superficies, en este caso de tejidos humanos”.

La 'Araneus', 'Gasteracantha' y 'Linothele sericata' fueron las tres especies de arañas comunes de la región de Caldas que se estudiaron en la Universidad Nacional, sede Manizales.

Proceso

A estos animales se les hace un proceso de extracción, es decir, sacarles o tejerles la telaraña, para luego llevarlas al laboratorio. Después de tomar la muestra, se le hace incidir un haz de luz que activa modos propios vibracionales que son intramoleculares en los materiales que se están analizando.

Este procedimiento permite mostrar a manera de espectro, como si fuera la huella dactilar de los seres humanos, que es única. En este caso, cada material tiene un número de modos vibracionales específico.

“Por ejemplo, la especie de araña Gasteracantha mostró mejor calidad con picos más altos en intensidad. No es peligrosa como otras arañas que causan fiebre al contacto con ellas”, dijo el investigador Rosero Rodríguez.   

Potencial cicatrizante 

El investigador encontró que las vellosidades laterales de las telarañas estudiadas están compuestas de Amida II, la cual le otorga propiedades de adhesión y permite que el hilo pueda fijarse sobre la superficie. Los aminoácidos propios de estas telarañas tienen características entre las cuales se encuentra la regeneración y el crecimiento de tejidos, células y músculos.

Estas características hacen que sea muy importante en el estudio de la física médica, ya que el análisis de su estructura y composición la convierten en un material prometedor para posibles aplicaciones como cicatrizante, pues al lograr la adherencia a la piel puede incluso lograr regenerar y crecer tejido, células y músculos.

De esta forma se busca lograr su alteración de estado y producir un material más adecuado a base de telaraña, que pueda ser usado como cicatrizante y regenerador de tejido dañado.

Encuentre más contenidos

Fin del contenido