Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Abejas Carnívoras
Abejas Carnívoras en Costa Rica
Quinn McFrederick/UCR

Un de biólogos estadounidenses de la Universidad de California en Riverside (UCR) viajó hasta Costa Rica y descubrió un grupo de abejas a las que le gusta la carroña. Se trata de las abejas Trigona necrophaga, más conocidas como las abejas buitre.

Esta especie tiene microbios intestinales únicos que les ayudan a digerir la carne de cadáveres en las selvas tropicales. Además no poseen aguijón. 

Le puede interesar: Mosca, el insecto que podría convertirse en alimentos para humanos

Según el coautor del estudio Quinn McFrederick, también entomólogo de UC Riverside, las abejas comunes tienen bolsillos en sus patas traseras para almacenar polen mientras revolotean de flor en flor, pero las abejas buitre han reutilizado las cesas como “canastas de pollo”.

El grupo de científicos instaló unos cebos de pollos en un bosque y los hallazgos fueron sorprendentes. Recolectaron un grupo de abejas buitre y analizaron sus entrañas y genética en detalle. 

Los investigadores recolectaron otras especies de abejas que solo a veces comen carne, así como algunas que son estrictamente vegetarianas, para comparar las bacterias que pueblan las entrañas de los insectos.

Abejas Carnívoras
Abejas Carnívoras
Quinn McFrederick/UCR

En medio de los análisis publicados en la  revista mBio, encontraron que las tripas de las carroñeras tenían un microbioma distinto, construido para descomponer la carne. 

Lea también: Polilla gitana, el nuevo insecto gigante que preocupa al mundo

“Estas son las únicas abejas en el mundo que han evolucionado para utilizar fuentes de alimentos no producidas por plantas, lo cual es un cambio bastante notable en los hábitos alimenticios”, dijo Doug Yanega, entomólogo de la Universidad de California, Riverside y coautor de el artículo reciente, en un comunicado de prensa de la universidad. 

Se cree que los cambios se habrían dado debido a la intensa competencia por el néctar y el polen, y dichos cambios también se evidencian en la miel que producen, que es comestible y más dulce.

Fuente

Sistema Integrado Digital

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.