Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Murió Vera, el rinoceronte blanco de la Hacienda Nápoles
Cortesía: Hacienda Nápoles

Un grupo de científicos ha logrado crear un total de 12 embriones de rinoceronte blanco del norte tras dos años de esfuerzos, para intentar salvar a esta subespecie autóctona africana, prácticamente extinta, informaron los expertos este viernes.

Tras la muerte en 2018 del último macho, solo quedan dos ejemplares hembra de este animal en el mundo, Najin y su hija Fatu, estrechamente protegidas en la reserva keniata de Ol Pejeta.

Le puede interesar: Escalofriante escena de jirafa persiguiendo a grupo de turistas

Sin embargo, los científicos lograron conservar gametos de varios machos antes de su desaparición.

BioRescue, un consorcio de científicos y ecologistas, logró en los últimos dos años recoger 80 ovocitos de los dos mastodontes, y junto con los gametos luego crear un total de 12 embriones, indicaron en un comunicado.

Este éxito es solo temporal, reconoció el viernes el director de Ol Pejeta, Richard Vigne, a preguntas de la AFP.

Implantar los embriones en las hembras no es posible: Fatu sufre de lesiones degenerativas en el útero y Najin tiene problemas de motricidad en las patas traseras que le impiden quedarse embarazada.

Para sacar adelante los bebés, los científicos piensan en implantar los embriones en hembras rinoceronte blanco del sur, previamente seleccionadas.

Lea además: Doloroso momento en que una cebra cae en las garras de una leona hambrienta

"Estamos haciendo cosas vanguardistas desde un punto de vista científico, experimentando genéticamente con los últimos rinocerontes blancos norteños del planeta: muchas cosas podrían ir mal", advirtió Vigne.

"Nadie pretende que sea fácil, pero creo que hay buenas posibilidades de que sea un éxito", añadió.

Los rinocerontes blancos del norte tenían su hábitat natural en Sudán del Sur y Uganda, los del sur en todo el África austral.

Verdaderos mastodontes, los rinocerontes tienen pocos depredadores naturales. Pero las supuestas virtudes medicinales de sus cuernos, particularmente en Asia, han provocado su casi total extinción.

Fuente

AFP

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.