Cargando contenido

Las colillas se podrán usar para hacer fibras textiles, rollos de película y aislantes térmicos.

Proceso para reutilizar colillas de cigarrillo.
Cortesía.

Según un informe del Comité Nacional para la Prevención del Tabaquismo, cada año se tiran entre cuatro y seis billones de colillas que generan contaminación en el medio ambiente. 

Con el fin de reducir el impacto de este residuo en el planeta y generar conciencia sobre los estilos de vida dañinos para la salud, la Universidad ECCI creó un método para reciclar las colillas.

En un mes, dos profesores y tres estudiantes de la Maestría en Materiales y Procesos Industriales han reutilizado al menos cinco mil colillas de cigarrillo para fabricar productos como supercondensadores, fibras textiles, rollos de película, carretes de impresión  y aislantes térmicos.

Este innovador método consiste en purificar los filtros de los cigarrillos para recuperar componentes como acetato de celulosa y polímeros, materiales que pueden ser reutilizados para disminuir los niveles de contaminación del planeta. Especialmente, de las fuentes hídricas que son los principales lugares a los que llegan las colillas. 

Lea también: París prohíbe fumar en 52 de sus parques y jardines

De acuerdo con la Universidad ECCI, este experimento “consiste en la recuperación del filtro del cigarro por medio del proceso de purificación del mismo, utilizando un sistema de reflujo y extracción soxhlet, el cual se basa en separar con un líquido (solvente) una fracción de cierta muestra”.

De esta manera se logra extraer, de los 4.500 componentes de las colillas, algunos elementos útiles para crear los nuevos artículos.

Lea además: Botar chicles y colillas a la calle tendría sanciones pedagógicas

Actualmente, las colillas han sido reunidas en varias canecas que fueron distribuidas en las sedes principales de la Universidad. Sin embargo, Giovanni Orozco, profesor líder de esta iniciativa, asegura que se espera que este proyecto tenga un alcance en varios sectores de Bogotá. 

Expuso que “la idea del proyecto es ampliarnos a las ciudades. Pensamos gestionar permisos en las alcaldías locales de Bogotá para ubicar este tipo de canecas en las localidades donde hay más registro de fumadores: Usaquén, Antonio Nariño y Kennedy”.

Por: Natalia Romero.

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido