Cargando contenido

Dos estudiantes de la Universidad Nacional sede Palmira trabajan en este proyecto para desarrollar este tipo de biocombustibles.

Briqueta
Foto: www.flickr.com/photos/61355725@N00/7120469185/

Las briquetas de biomasa se han convertido en una alternativa ecológica para reemplazar a la leña en chimeneas y hornos puesto que son elaboradas con algunos residuos como el aserrín. Incluso, han sido usadas en la industria.

Ahora, dos estudiantes diseño industrial de la Universidad Nacional, de la sede de Palmira, están desarrollando un proyecto para hacer briquetas con el residuo del pasto que se poda en espacios urbanos.

Lea también: Colombia podría exportar estropajos a Alemania

Jhonatan David Quintero y Diego Andrés Torres investigaron, primero, sobre las empresas del Valle que utilizan el bagazo de caña y las cascarillas de arroz y café "para generar energía de calor indirecto", según reseña la Agencia de Noticias de la Universidad Nacional.

"En comparación con los de bagazo de caña, los de cascarilla de arroz y de café no alcanzaban las temperaturas que requiere la industria", explicó Quintero al medio universitario.

Posteriormente, encontraron que en Cundinamarca hay un antecedente en el que las briquetas se hacen con vástagos de las rosas. El problema, sin embargo, es que no producían el calor que buscaban. Así que decidieron que al residuo de la poda podían añadirle aserrín para obtener el calor requerido.

Lea también: Así son las nuevas bolsas que se convierten en abono orgánico

En ese sentido, para desarrollar su producto, los jóvenes proponen crear alianzas con carpinterías y aserradoras de Palmira, añade la Agencia de Noticias.

"En los diferentes sectores de la industria colombiana no existe precedente sobre el uso de estos residuos de árboles, pasto o maleza para generar energía combustible", dijeron ambos al medio.

La idea de este producto nació por su trabajo en la empresa Ingeprodes SAS, que buscaba una solución para aprovechar los residuos del pasto podado que deja Veolia, la entidad que se encarga de hacer la limpieza en las calles de Palmira.

Los jóvenes, entonces, esperan desarrollar una briqueta que se pueda usar en la industria. Por eso, su estudio incluyó a empresas que usan biomasa para generar calor.

Fuente

Sistema Integrado Digital

Encuentre más contenidos

Fin del contenido