Cargando contenido

La restricción afectará directamente el transporte fluvial de carga, principalmente en Barrancabermeja.

Se suspende la navegabilidad en el río Magdalena
RCN Radio

La fuerte ola de calor que azota varias regiones del país sigue causando afectaciones a las comunidades ribereñas que están bajo amenaza de desabastecimiento y paralización de sus actividades productivas.

En esta ocasión se paralizó la navegabilidad fluvial de carga en Barrancabermeja, San Pablo y en Bodega Central (Bolívar), cerca al municipio de Gamarra, debido al descenso en los niveles del río Magdalena.

Esta situación ha provocado que 12 remolcadores estén represados desde hace varios días, afectando a siete empresas dedicadas a transportar hidrocarburos hacia la Costa Caribe.

Lea aquí: Continúa la emergencia en Santander por los incendios forestales

Raúl Fernando Muñoz, director de la Naviera Fluvial Colombiana en Barrancabermeja, indicó que la parálisis de cada una de estas embarcaciones está originando pérdidas de 25 millones de pesos diarios.

"Esperábamos que el Fenómeno de El Niño se presentara desde el 15 de enero del 2019, pero desde el 15 de diciembre del 2018 ya comenzaron las complicaciones, la navegación entre Barrancabermeja y San Pablo presenta varias dificultades y aguas abajo en Bodega Central también la situación está difícil", agregó Muñoz.

Recalcó que la fuerte ola de calor apenas está iniciando y que la duración de la temporada de sequía afectará desmedidamente la navegación. 

Otras noticias: Alerta por fuerte oleaje en playas de Atlántico y Magdalena

No tendrían cómo salir los remolcadores, la afectación de cada remolcador, mantenerlos, el núcleo de trabajadores y el combustible, todo eso cuesta y se complica sostener un equipo fluvial", dijo. 

Puntualizó que Navelena podría darle solución a la suspensión de los canales navegables, sin embargo, dicha empresa está involucrada en el escándalo de Odebrecht, lo que impide una pronta solución. 

Según el funcionario, la navegabilidad seguirá suspendida mientras continúe el Fenómeno de El Niño. La preocupación aumenta puesto que diariamente se están perdiendo aproximadamente 300 millones de pesos.

Fuente

Sistema Integrado de Información

Encuentre más contenidos

Fin del contenido