Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Higiene
Los piojos prefieren cabelleras limpias y sanas
Imagen de uso libre

Los piojos han sido considerados históricamente como los insectos que se asocian con suciedad. Sin embargo, esta resulta ser una afirmación herrada. Los piojos y liendras afectan de igual manera a cabellos sanos y limpios, según la Agencia de Salud Pública de Barcelona (ASPB).  

Estos insectos parasitarios tienen diferentes familias que afectan a gran variedad de partes del cuerpo como, los piojos de la cabeza (pediculus capitis), los del pubis (pediculus pubis) y finalmente los piojos del cuerpo (pediculus corporis). 

La aparición de los piojos no se debe a la falta de higiene personal ni la de casa ni de la escuela. Los piojos aparecen por una epidemia que se desarrolla cuando hay mucha presencia de niños. A los piojos les encanta ir de cabeza en cabeza, por lo que el lugar más común para adquirir los insectos es en los colegios y jardines.  

Lea más: ¿Pueden ayudar las mascotas a superar el alcoholismo?

La supervivencia de un piojo fuera del cuerpo humano es tan corta que mueren a los dos días debido a que su sistema circulatorio necesita sangre con frecuencia. En una persona los insectos pueden sobrevivir hasta 30 días. El tamaño promedio de un piojo son los tres milímetros, y su color varia de gris a negro o en algunos casos café a castaño.  

A los piojos les encanta el cabello fino y limpio, no les gusta el cabello dejado y de contextura gruesa ,debido a que se les dificulta más aferrarse. 

Los piojos no transmiten enfermedades y no suponen un riesgo para la salud pública. El contagio provoca únicamente estrés y malestar derivado de la picazón del cuero cabelludo por la pequeña herida que propina el insecto.  

Estos insectos son comunes en los niños de 6 a 10 años. Por eso el Canal de Salud de la Generalitat de Cataluña recomienda que cuando el menor contenga piojos la mejor manera de acabar con la infección es dejándolo en casa para evitar que la infección pase a otros niños.  

Lea también: Los tres productos naturales que pueden sustituir al plástico

Cremas, lociones o champús son algunos de los tratamientos que se pueden utilizar para acabar con los piojos. Su empleo debe ser moderado pues el uso excesivo del producto puede generar resistencia

 Los tratamientos caseros no son del todo recomendables toda vez que su efectividad no asegura el 100 % del tratamiento adecuado.

Fuente

Sistema Integrado Digital

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.