Cargando contenido

Aunque aún no se ha confirmado que ningún civil haya muerto en el ataque, el número de heridos por ahora es de unas noventa personas.

Burkina Faso ataque
Burkina Faso vive un ataque desconocido
AFP

La Gendarmería de Burkina Faso ha anunciado el final de las operaciones policiales tras el atentado de hoy en la zona diplomática de la capital de Burkina Faso, Uagadugú, con un balance provisional de siete soldados y ocho supuestos terroristas muertos, así como cerca de 90 heridos.

En un breve comunicado publicado en su página de Facebook, la Gendarmería especificó que cuatro de los asaltantes fueron abatidos en la embajada de Francia y otros cuatro, en la sede del Estado Mayor de las Fuerzas Armadas, los dos objetivos principales del atentado.

Cinco de las bajas entre las filas de los soldados se produjeron en las citadas instalaciones militares, mientras que las otras dos se produjeron en la legación gala, explicó a Efe el portavoz del Gobierno y ministro de Comunicación, Remis Dandjinou.

Sin embargo, y aunque aún no se ha confirmado que ningún civil haya muerto en el ataque, el número de heridos por ahora es de unas noventa personas, principalmente miembros de las fuerzas de seguridad, por lo que "el número de bajas podría evolucionar en cualquier momento", matizó Dandjinou.

Las autoridades evacuaron la zona del ataque mientras las fuerzas especiales, con ayuda del Ejército francés, llevaban a cabo las operaciones contra los terroristas, que finalizaron poco antes de las 16.30 hora local (igual GMT).

Pese a su anuncio, la Gendarmería pidió a los ciudadanos que evitasen el perímetro acordonado por las fuerzas de seguridad.

"Creo que podemos darle la calificación de terrorista. Ahora, los operativos nos dirán qué ha pasado, quiénes son los autores y cómo sucedió", explicó Dandjinou en declaraciones recogidas por la emisora local Radio Omega.

El Gobierno condenó el ataque, calificándolo de "actos cobardes y bárbaros", al igual que el principal partido opositor, que llamó a los ciudadanos a "la unión sagrada y a una solidaridad activa con los heridos y las familias de los desaparecidos" ante este "ataque innoble".

Trabajadores de la televisión nacional RTB, cuyas oficinas se encuentran al lado de la legación, aseguran que cinco personas armadas se bajaron de una camioneta esta mañana al grito de "allah-u-akbar" (Alá es grande) antes de comenzar a disparar y de prender fuego al vehículo.

De acuerdo con la Policía, que rodeó a uno de los atacantes en el principal mercado de la ciudad, el atentado también afectó al Instituto Francés.

Burkina Faso ha sido víctima de frecuentes ataques por grupos yihadistas en los últimos dos años.

Según el recuento más reciente del Gobierno, más de 70 personas han muerto en el país africano por ataques terroristas desde 2015.

Fuente

Encuentre más contenidos

Fin del contenido