Cargando contenido

Ningún tren ni avión podía salir de Wuhan, una urbe de 11 millones de habitantes situada en pleno centro de China.

china coronavirus
AFP

China confinó a unos 20 millones de personas alrededor de Wuhan, la metrópolis de donde surgió un nuevo virus que ya dejó 18 muertos y ha comenzado a propagarse por el mundo, desatando la movilización de las autoridades sanitarias internacionales.

Ningún tren ni avión podía salir de Wuhan, una urbe de 11 millones de habitantes situada en pleno centro de China. Los peajes en las autopistas estaban cerrados.

Reflejo de la preocupación que reina en el país, la Ciudad Prohibida de Pekín, el antiguo palacio de los emperadores, anunció que cerraba para evitar el riesgo de contagio.

Coronavirus ¿Qué es y por qué el mundo está en alerta?

Las autoridades chinas anunciaron la primera muerte debido al nuevo coronavirus fuera de Hubei, la provincia en el centro del país donde se cree que surgió el virus.  

La comisión de salud de la provincia de Hebei, en el norte, límitrofe con Pekín, dijo en un comunicado que un hombre de 80 años de edad diagnosticado con el nuevo virus murió, elevando a 18 el número de fallecidos.

La ciudad de Wuhan, a orillas del Yangtsé, es el epicentro de la epidemia, que desde diciembre ha contaminado a más de 570 personas. Unas 5.000 personas están bajo vigilancia médica.

De interés: OMS pospone decisión sobre posible alerta internacional por coronavirus

"Los habitantes no tienen que abandonar (la ciudad) sin ninguna razón específica", anunció el servicio municipal a cargo de la lucha contra la epidemia. Esta medida fue tomada para "frenar de forma eficaz la propagación del virus", explicó.

La ciudad vecina de Huanggang, a 70 km al este, de 7,5 millones de habitantes, se encontraba bajo medidas similares y la circulación de los trenes fue interrumpida.

Muy cerca, Ezhou (1,1 millones de habitantes), ya había cerrado su estación de trenes. Al oeste, otra localidad, Xiantao, cerró los accesos a una gran vía de circulación, y en Chibi, en el sur, los transportes públicos no funcionaban. Más de dos millones de personas viven en estas dos localidades.

 

Los taxis triplican la tarifa

 

En el centro de la metrópolis, los transportes públicos no funcionaban y los festejos de Año Nuevo fueron suspendidos.

Casi todos los comercios estaban cerrados. No se veían tampoco a repartidores en moto, normalmente omnipresentes en las grandes ciudades chinas.

Los taxis triplicaron sus tarifas. "Es muy peligroso salir en este momento pero necesitamos el dinero", explicó un taxista.

El Ayuntamiento también impuso el uso de máscaras de protección, aunque la mayoría de los habitantes ya las llevaban desde principios de semana. 

Coronavirus: ¿En qué consiste?

Lea además: Minsalud descarta coronavirus en ciudadano chino que ingresó a Colombia

Finalmente, la Organización Mundial de la Salud (OMS) estimó que es "demasiado pronto" para decretar que el virus que apareció en China constituya una "urgencia de salud pública de alcance internacional.

"No se equivoquen, es una urgencia en China. Pero aún no es una urgencia sanitaria mundial. (Aunque) podría convertirse en ello", declaró  el director de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus.

La alarma saltó cuando un científico chino advirtió que el virus se podía transmitir entre humanos, y no solo de animal a hombre.

Fuente

AFP

Encuentre más contenidos

Fin del contenido