Cargando contenido

Las autoridades le incautaon manual digital para abusar sexualmente de niñas.

Pornografía infantil
Se desmanteló una red internacional de pedófilos que operaba en la "darknet", la internet profunda.
Archivo Colprensa

Un juez federal sentenció este viernes a 15 años y ocho meses de cárcel a un hombre por explotación sexual de niños, tras incautarle las autoridades portuarias en 2019 miles de archivos digitales con pornografía infantil, indicó este viernes la Fiscalía del Distrito Medio de Florida (EE.UU.).

James Edward Groover II, de 34 años y con residencia en Amberes, Ohio, cumplirá su condena en una prisión federal por "trasportar pornografía infantil", expuso el juez de distrito Carlos E. Mendoza en un tribunal de la ciudad de Orlando, Florida.

Lea además: Bolsonaro nombró a un pastor evangélico como Ministro de Educación

El 17 de junio de 2019, Grover regresó a Puerto Cañaveral, Florida, después un crucero de tres días a las Bahamas cuando los agentes de frontera encontraron en su teléfono y computadora "4.638 imágenes y 1.763 videos que representan el abuso sexual y la explotación de bebés, niños pequeños y niños prepúberes", según el comunicado.

Los agentes también hallaron un manual digital que proporcionaba instrucciones para abusar sexualmente de niñas pequeñas, agrega la Fiscalía.

Anteriormente, en 2005, las autoridades canadienses localizaron imágenes de abuso sexual infantil en una computadora portátil que Groover había llevado a través de la frontera de Canadá, por lo que fue condenado entonces por posesión de pornografía infantil en ese país.

Le puede interesar: Argentina fue elegida para probar la vacuna contra el coronavirus de Pfizer

"Este depredador infantil reincidente no aprendió su lección la primera vez", dijo David J. Pezzutti, agente especial asistente del departamento de Investigaciones de Seguridad Nacional (HSI) en Orlando, a cargo del caso.

Presentado como parte del proyecto Safe Childhood (Infancia segura), el caso fue investigado por el HSI, adjunto al Servicio de Inmigración y Control de Aduanas estadounidense (ICE), en conjunto con la Oficina del Alguacil del Condado de Brevard.

"Esta sentencia es un mensaje para este criminal y otros, que los agentes especiales de HSI y nuestros socios de aplicación de la ley, como la Oficina del Alguacil del Condado de Brevard, continúan luchando para proteger a los más vulnerables en nuestras comunidades", agregó Pezzutti en el comunicado. 

Fuente

EFE

Encuentre más contenidos

Fin del contenido