El Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas condenó este viernes "firmemente" el último disparo de misil efectuado por Corea del Norte, que sobrevoló Japón, y lo calificó de "altamente provocador", en una declaración adoptada durante una reunión de urgencia desarrollada a puertas cerradas.

Se trata de "actos escandalosos", estimó el Consejo, y pidió a Corea del Norte "frenarlos de inmediato". "Estas acciones no son sólo una amenaza para la región sino también para todos los estados miembros de la ONU", indica el texto, aprobado por los 15 integrantes del organismo, incluido Japón, miembro no permanente del Consejo.

Este viernes, Corea del Norte lanzó un misil que sobrevoló Japón para recorrer una distancia de 3.700 kilómetros hasta caer en el mar.

En respuesta, el presidente Donald Trump dijo que "luego de ver nuestras capacidades, tengo más confianza que nunca que nuestras opciones son no solamente efectivas sino también demoledoras".

Por: AFP