Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

agenciaefe
Cárcel en Paraguay / Toma de temperatura / Coronavirus en Paraguay
Toma de temperatura en cárcel de Paraguay.
AFP

Las autoridades paraguayas frustraron este sábado el ingreso de componentes de explosivos a la cárcel regional de Pedro Juan Caballero, ciudad fronteriza con Brasil donde en enero pasado se fugaron 76 presos tras cavar un túnel.

Las piezas estaban ocultas dentro de un embutido que una mujer trató de ingresar para un recluso y fueron detectadas por el escáner de seguridad de los agentes de revisión, informó el Ministerio de Justicia en un comunicado.

Se trata de una mecha y dos posibles iniciadores, por lo que las autoridades penitencias convocaron la participación de la Fiscalía y de agentes del Grupo Especial de Operaciones (GEO) de la Policía Nacional.

Lea también: Chile impondrá penas de hasta cinco años de cárcel a quienes no cumplan cuarentena

La mujer, identificada como Liz Lorena Franco Núñez y que está detenida, pretendía que la encomienda de alimentos llegara a Miguel Ángel Aquino, recluido en el Pabellón PTI de la penitenciaria de esa ciudad, capital del departamento de Amambay.

El informe recuerda que los ingresos de visitas y encomiendas se realizan bajo estrictos controles de seguridad.

El pasado enero, la cárcel de Pedro Juan Caballero fue escenario de una fuga masiva de 76 presos, en su mayoría del Primer Comando Capital (PCC), el mayor grupo criminal brasileño, a través de un túnel cavado en uno de los baños del presidio.

Le puede interesar: Casos de coronavirus aumentaron en la cárcel El Buen Pastor de Bogotá

Una pericia realizada después por la Fiscalía demostró que la huida fue facilitada por los guardias, lo que derivó en la imputación y detención de más de una treintena de funcionarios, incluido el director de la prisión.

Desde las instituciones penitenciarias se reconoce que muchos de los presos del PCC disfrutan de "celdas VIP", con televisión, frigoríficos, ordenadores y computadoras, gracias a los sobornos a funcionarios.

El PCC cuenta además con "soldados" paraguayos, muchos de los cuales son reclutados en las cárceles, según admiten las autoridades.

Esa corrupción hace que esos criminales prefieran cumplir sus penas en Paraguay.

El caso más notorio fue el del narcotraficante brasileño Marcelo Pinheiro, alias "Piloto", que en noviembre de 2018 mató a una joven de 18 años que fue a visitarle a la Agrupación Especializada, en Asunción, donde se encontraba recluido.

Fuente

EFE

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.