Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

nftrujillo
Trump en Asamblea General de la ONU
AFP

El Gobierno de Estados Unidos dio por restablecidas, de forma unilateral, todas las sanciones internacionales contra Irán y avisó que adoptará medidas contra los miembros de la ONU que se opongan.

"Hoy, Estados Unidos da la bienvenida a la vuelta de virtualmente todas las sanciones de la ONU terminadas previamente contra la República Islámica de Irán, el patrocinador líder en el mundo del terrorismo y el antisemitismo", dijo en un comunicado el secretario de Estado estadounidense, Mike Pompeo.

El titular de Exteriores recordó en la nota que su país inició en agosto un procedimiento ante la ONU para restablecer todas las sanciones internacionales contra Irán que se levantaron con el acuerdo nuclear de 2015, del que Washington se retiró en 2018, argumentando que Teherán ha incumplido sus obligaciones.

Lea aquí: Iván Duque pide al mundo actuar contra Nicolás Maduro por "crímenes de lesa humanidad"

Sin embargo, la mayoría del Consejo de Seguridad de la ONU, incluidas el resto de potencias con derecho de veto, consideran que Estados Unidos no tiene derecho a utilizar este mecanismo, pues abandonó el pacto en 2018.

Así, el Consejo de Seguridad no ha tomado ninguna medida, lo que en opinión del Gobierno estadounidense hace que las sanciones se reimpongan de forma automática, justo cuando se cumple el plazo de un mes establecido en ese procedimiento.

Pompeo aseguró que la notificación que dio su país en agosto al organismo "inició un proceso de 30 días que ha llevado a revocar las sanciones previamente terminadas de la ONU, que entró en efecto el 19 de septiembre".

Además, explicó que su país ha tomado "esta acción decisiva" no solo porque considera que Teherán no ha cumplido con sus obligaciones en el acuerdo nuclear, sino también "porque el Consejo de Seguridad ha fracasado para extender el embargo de armas de la ONU a Irán, que ha estado en vigor durante 13 años".

"La inacción del Consejo de Seguridad hubiera allanado el camino a Irán para comprar todo tipo de armas convencionales a partir del 18 de octubre" subrayó Pompeo. "Afortunadamente para el mundo, Estados Unidos adoptó una acción responsable para evitar que esto ocurra".

Pompeo adelantó que en los próximos días Washington anunciará una serie de medidas para "fortalecer la aplicación de la sanciones de la ONU y que los infractores rindan cuentas".

Y lanzó una advertencia a los países que se opongan: "Estados Unidos espera que todos los miembros de la ONU cumplan plenamente con su obligaciones para aplicar estas medidas".

"Aparte del embargo de armas, esto incluye restricciones como la prohibición de que Irán se embarque en el enriquecimiento y actividades relacionadas con el reprocesamiento de uranio, la prohibición de las pruebas y el desarrollo de misiles balísticos por parte de Irán, y sanciones sobre la transferencia de tecnología nuclear y relacionada con misiles a Irán", detalló.

Y avisó que si los miembros de la ONU no cumplen "con sus obligaciones de implementar estas sanciones, Estados Unidos está listo para usar sus autoridades domésticas para imponer consecuencias por esos fallos y garantizar que Irán no recoge los beneficios de una actividad prohibida por la ONU".

Francia, Alemania y el Reino Unido recalcaron que, a su juicio, las sanciones internacionales contra Irán continuarán sin efecto más allá de este sábado, cuando Estados Unidos defiende que entraron en vigor.

En una carta al Consejo de Seguridad de la ONU, los tres países europeos insistieron en que el movimiento estadounidense no tiene "efecto legal" y que, por tanto, cualquier medida que se tome en base a él tampoco lo tiene.

Se espera que este asunto sea uno de los puntos de interés de la Asamblea General de la ONU, que la próxima semana reunirá por vía virtual a los líderes de todo el mundo. 

Preservar el acuerdo nuclear

El alto representante de la UE para la Política Exterior, Josep Borrell, dijo este domingo que seguirá haciendo "todo lo posible" para asegurar la preservación y aplicación del acuerdo nuclear iraní, después de que el sábado Estados Unidos diera por restablecidas todas las sanciones internacionales contra Irán.

"Como coordinador de la Comisión Conjunta del Plan de Acción Integral Conjunto (JCPOA en sus siglas en inglés), continuaré haciendo todo lo posible para garantizar la preservación y la plena implementación del JCPOA por parte de todos", dijo Borrell en un comunicado.

Borrell "tomó nota" del anuncio de Estados Unidos del 19 de septiembre sobre el llamado "mecanismo de retroceso" de sanciones de la ONU y recordó que ese país "cesó unilateralmente su participación" en ese acuerdo en 2018 y que "posteriormente no ha participado en ninguna actividad relacionada con el JCPOA".

"Por lo tanto, no puede ser considerado un Estado participante en el JCPOA y no puede iniciar el proceso de restablecimiento de las sanciones de la ONU", indicó Borrell, para quien "en consecuencia, siguen aplicándose los compromisos de levantamiento de sanciones" en virtud del pacto. 

Le puede interesar: Trump anunciará a su nominado al Supremo, posiblemente una mujer

"Hago un llamamiento a todos para que hagan todo lo posible para preservar el acuerdo y se abstengan de cualquier acción que pueda percibirse como una escalada en la situación actual", dijo Borrell.

El JCPOA puso fin a una década de crisis nuclear. La imposición de límites al programa atómico persa, entre otros a los niveles de enriquecimiento de uranio, quería garantizar que Irán solo hiciera un uso pacífico de la energía nuclear.

Fuente

EFE

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.