Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

agenciaefe
Huracanes en EE.UU.
AFP

La tormenta tropical Elsa, que ha dejado atrás Cuba y parte de los Cayos de Florida, se fortaleció este martes y está a punto de convertirse de nuevo en huracán antes de golpear la costa noroeste de Florida, que se encuentra bajo alerta, según informó el Centro Nacional de Huracanes (NHC) de Estados Unidos. 

El NHC indicó en su boletín de la tarde que Elsa se encontraba a unas 150 km al noroeste de Cayo Hueso y a 295 km al sur de Tampa, en la parte central del litoral occidental de Florida.

El sistema presenta vientos máximos sostenidos de 110 km/h y se desplaza en dirección norte con una velocidad de traslación de 15 km/h. 

Lea además: Aumentan a 32 los cuerpos hallados en los escombros del edificio en Surfside

Según el pronóstico del NHC, Elsa se moverá "cerca o sobre partes de la costa oeste de Florida" esta tarde y noche y se pronostica que "toque tierra el miércoles en el norte de la costa del Golfo de Florida", para luego atravesar el jueves el sureste de Estados Unidos.

Los meteorólogos prevén que Elsa se convierta de nuevo en huracán de categoría 1 antes de tocar tierra y debilitarse una vez que golpee la costa oeste y comience a internarse tierra adentro.

El NHC ha emitido un aviso de huracán a lo largo de la costa oeste del litoral floridano, entre Egmont Key (cerca de Tampa) y Steinhatchee River, en el noroeste del estado, y hay una advertencia de marejada ciclónica para la costa oeste desde Bonita Beach hasta Aucilla River, incluida la bahía de Tampa. 

Permanece un aviso de tormenta tropical para los Cayos de Florida, desde Cayo Craig hacia el oeste hasta Dry Tortugas, y en la costa oeste desde Flamingo hasta el sur de Egmont Key y al norte del río Steinhatchee hasta Ochlockonee River. 

La zona bajo vigilancia de huracán alberga a cerca de cuatro millones de personas. Se espera que Elsa experimente en la tarde y noche de hoy un movimiento hacia el norte seguido de un giro hacia el noreste el miércoles, señalaron los meteorólogos.

Toda la parte de Florida incluida en la trayectoria ha sido declarada en emergencia por el gobernador Ron Desantis, quien esta mañana instó a la población a estar preparada para la tormenta y mantenerse informada sobre la situación por si hay cambios.

Según dijo, hay unos 250 Guardias Nacionales reservistas de Florida que han sido llamados para ayudar en esta emergencia.

En Miami-Dade, en la costa sureste de Florida, se espera un día lluvioso como consecuencia del paso de Elsa por la costa oeste, pero no habrá un impacto directo.

Se espera que puedan continuar las tareas de búsqueda y rescate de víctimas en el lugar de Miami-Dade donde el 24 de junio se produjo el derrumbe parcial de un edificio, que el domingo fue totalmente derruido para evitar su caída sobre los rescatistas. 

Le puede interesar: El papa desayunó y ya empezó a caminar tras su operación de colon

Hasta ahora se ha confirmado la muerte de 32 personas y hay más de 113 desaparecidas. Además del azote del viento, la zona de la trayectoria de Elsa puede sufrir una subida del nivel del mar como consecuencia de la combinación de marejada ciclónica y marea, inundaciones producidas por lluvias, desborde de ríos y tornados.

Elsa no es la primera tormenta tropical en tocar tierra en Estados Unidos este año. Ya lo hicieron Claudette, en Alabama, y Danny, en Carolina del Sur.

Quinta tormenta tropical de 2021 en el Atlántico, Elsa llegó a ser también el primer huracán de este año en la cuenca atlántica cuando pasó por el Caribe oriental hasta llegar a Cuba el lunes.

Fuente

EFE

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.