Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

En Venezuela cierran otros tres diarios por falta de papel

La falta de papel para los medios impresos en Venezuela, provocada por la escasez de dólares para su compra, está generando el cierre de diarios y periódicos en distintos estados. Esto llevó a los empresarios del sector y a los gremios periodísticos a denunciar la crisis motivada menos por censura esta vez que por el quebranto del Estado. Hay diarios oficialistas con el mismo problema.

Esta semana dejaron de publicar sus ediciones El Guayanés, El Venezolano y El Expreso, todos del estado de Bolívar. Sus dueños señalaron que el Estado no les está asignando divisas para importar papel. Previamente, según un informe de la organización Espacio Público, habían dejado de circular de forma temporal o definitiva en los últimos dos meses otros 8 periódicos de provincias como Zulia, Barinas, Sucre y Nueva Esparta.

Los periódicos nacionales, si bien son más fuertes, no escapan a la crisis. Ya anticiparon que sólo pueden circular hasta mediados o fines de febrero grandes diarios como El Nacional, El Universal y Nuevo País. En este marco, varios medios tuvieron que reducir dramáticamente su cantidad de páginas para poder seguir en la calle.

Miguel Henrique Otero, presidente y editor de El Nacional, señaló que la escasez recrudeció en los últimos meses y dejó a algunos periódicos con inventarios de papel para apenas un mes o tres semanas más. “ A partir de mayo del año pasado se paralizó el otorgamientos de divisas. Hemos logrado subsistir con el stock que teníamos. Es una situación crítica, hemos tenido que recortar suplementos y páginas. Y esto está ocurriendo en todos los periódicos del país”, afirmó.

“Es evidente que la situación de no liquidación de divisas para la compra de papel se suma a una serie de medidas que se vienen tomando de espaldas a la libertad de expresión y del derecho a la información”, sostuvo el Colegio Nacional de Periodistas en Caracas. Y advirtió: “ Estamos en riesgo dejar a los venezolanos sin acceso a la información independiente.