Cargando contenido

Este territorio, reivindicado por India y Pakistán, ha enfrentado a las naciones en dos guerras.

Cachemira
AFP

Cientos de manifestantes se enfrentaron este viernes a la policía en la parte de Cachemira administrada por India, poco antes de que el Consejo de Seguridad de la ONU comenzara una reunión a puerta cerrada para tratar la situación de este territorio reivindicado igualmente por Pakistán.

El primer ministro paquistaní, Imran Khan, habló por teléfono este viernes con el presidente estadounidense Donald Trump antes de la reunión, la primera desde hace décadas en relación a esta región montañosa de mayoría musulmana, y por la que India y Pakistán disputaron dos guerras.

Imran Khan "expuso con detalle el punto de vista de Pakistán al presidente Trump", y los dos dirigentes decidieron "que permanecerían en contacto constante", declaró el ministro de Relaciones Exteriores, Shah Mehmood Qureshi, en una rueda de prensa.

Este viernes, Nueva Delhi también insinuó que podría reexaminar su doctrina de no recurrir al arma nuclear, en un contexto de aguda tensión con Pakistán. 

Lea aquí: El "Open Arms" en el limbo frente a la costa de Italia tras desembarco de enfermos

"India adhirió estrictamente esta doctrina. Lo que suceda en el futuro depende de las circunstancias", advirtió el ministro indio de Defensa, Rajnath Singh.

El pasado miércoles, Imran Khan afirmó que su ejército estaba "listo" para "ofrecer una respuesta firme" a las fuerzas indias si decidían intervenir en la parte de Cachemira administrada por Pakistán.

Los enfrentamientos del viernes tuvieron lugar en Srinagar, capital de la Cachemira india, a pesar de que India relajó algunas restricciones impuestas a la circulación en esta zona. La línea telefónica e internet en cambio seguían bloqueados por décimo día consecutivo.

Las grandes concentraciones no estaban permitidas en el valle y la mayoría de las mezquitas estaban cerradas. El gobierno confirmó que hubo enfrentamientos tras la oración musulmana del viernes pasado.

"Hay que entender que las restricciones y las flexibilizaciones dependen de las zonas, no se pueden generalizar", añadió Khan.

Le puede interesar: La demócrata Rashida Tlaib rechazó el permiso de Israel para visitar a su abuela

En un anuncio en la radio, el Estado ordenó a los funcionarios presentarse a trabajar a partir del viernes, informó la agencia de prensa Press Trust of India (PTI).

Los comercios y otras actividades de negocio seguían cerrados. En cuanto a las escuelas, las autoridades pretenden reabrirlas la semana próxima en el valle, según PTI.

A pesar del apagón que se registró desde el 4 de agosto, tuvieron lugar varias manifestaciones, incluida una que reunió a unas 8.000 personas.

Según la prensa india, las autoridades detuvieron a 500 personas, entre ellas políticos de Cachemira, profesores de universidad, empresarios y militantes. Un periodista fue detenido el miércoles por la noche, informó el diario Indian Express.

Fuente

AFP

Encuentre más contenidos

Fin del contenido