Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Estudiantes en Nicaragua.
Estudiantes en Nicaragua.
AFP.

Lesther Alemán un joven estudiante confrontó al presidente de Nicaragua, Daniel Ortega en el inicio del diálogo nacional para superar la crisis social y política.

"Estamos aquí para exigirle ahorita mismo ordene el cese inmediato de los ataques que se están cometiendo en el país", empezó diciendo Alemán quien tenía colgada al cuello la bandera de Nicaragua.

Y añadió: "usted como jefe de la Policía y del Ejército le exigimos ordene el cese de hostilidades. Pueden dormir todos tranquilos, pero nosotros no estamos durmiendo tranquilos. Estamos siendo perseguidos, nosotros hemos puesto los desaparecidos, los muertos...".

Ante decenas de personas, entre ellos Ortega, empresarios, miembros de la iglesia, estudiantes y demás, el joven reiteró al presidente "parar con la represión hacia los manifestantes". 

"En un mes usted ha desbaratado el país. Nosotros conocemos la historia pero en un mes, usted ha hecho cosas que nosotros nunca nos imaginamos. Muchos han sido defraudados por esos ideales que no se han cumplido y que usted prometió".

El estudiante miraba de frente al presidente Ortega, afirmando que "hoy seguimos como esclavos, sometidos; estamos siendo maltratados. ¿Cuántas madres lloran a sus hijos que fueron asesinados en las protestas?" .

Lesther Alemán fue más allá y le pidió al presidente de Nicaragua "rendirse ante todo este pueblo. Pueden hacer caras, reirsen. Le pedimos que liberen a nuestros presos políticos porque lo que se ha cometido en este país es un genocidio". 

Ortega y su esposa y vicepresidente, Rosario Murillo, llegaron al lugar de la reunión a bordo de un jeep Mercedes Benz con las ventanas cerradas y una caravana de vehículos de la policía, lo que no impidió que pobladores le gritaran "¡Asesinos!".

Las conversaciones se realizaron en el seminario de Nuestra Señora de Fátima, en el suroeste de Managua, donde se desplegó un amplio operativo de seguridad, incluso aérea, mientras manifestantes se mantenían en puntos de la ciudad a la espera de las pláticas.

Las manifestaciones comenzaron el 18 de abril por estudiantes en rechazo a una reforma de la seguridad social y se extendieron a todo el país tras la represión, que ha dejado por lo menos 53 fallecidos, según cifras del Centro Nicaragüense de Derechos Humanos (CENDIH).

Fuente

RCN Radio, AFP y EFE.

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.