Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Estudio afirma que los bebés que nacen hoy vivirán 100 años

Más de la mitad de los bebés que nacen hoy en los países ricos del mundo vivirán cien años, afirman investigadores.

Cuando en el mundo viven 455 mil personas de 100 o más años se creería que es un comparación poca con los siete mil millones de personas que hay en el planeta. Sin embargo, desde una perspectiva histórica la impresión cambia radicalmente al descubrir que la actual generación es la más longeva de la historia, ya que en ninguna otra época de la civilización humana pudieron los niños vivir tantos años.

"Un niño que nazca en España en 2014 tendrá muchas posibilidades, quizás un 50%, de llegar a cumplir los 106 años" dice el demógrafo estadounidense James Vaupel quien está convencido de que los continuos avances de la medicina y la mejora en la calidad de vida permitirán que los seres humanos sigan ganando tiempo al tiempo: "Progresivamente seguirán siendo más longevos y llegarán a edades muy avanzadas con un buen estado de salud", asegura durante una entrevista con el diario El Mundo.

Agrega que la vejez, asegura, se retrasa: "Hoy en día, una persona de 78 años puede tener un estado de salud equivalente al que hace medio siglo tenía alguien de 68. Y dentro de 50 años, una persona de 80 tendrá una salud como la de alguien que tenga hoy 50 o 60".

Esto concuerda con un estudio publicado en el año 2009, que sugiere que estos resultados han surgido en base a la investigación de datos de más de 30 países ricos de todo el mundo, analizando el hecho de que a partir del año 1950 la posibilidad de vivir más allá de los 80 años se duplicó para ambos géneros, en algo que se cree se adjudicaría a los cambios en las costumbres de vida según los expertos, con conductas de vida más sanas que se adquieren a partir de cierta edad, por lo que se vive más y mejor, sobre todo.

Se ha definido además que en la actualidad el ser humano tiene cuatro etapas bien diferenciadas en su vida: la niñez, la adultez, la ancianidad joven y la ancianidad mayor.

El estudio también indicó que un gran porcentaje de los individuos estudiados con una edad promedia entre 90 y 100 años eran independientes y mantenían una buena calidad de vida.