Cargando contenido

Ahora en vivo

Ahora en vivo

Seleccione la señal de su ciudad

Mauricio Macri, expresidente de Argentina
Mauricio Macri, expresidente de Argentina, hablando en Mar del Plata del submarino Ara San Juan luego de su hundimiento.
AFP

El expresidente argentino Mauricio Macri (2015-2019) fue inculpado de haber ordenado el espionaje ilegal, cuando era jefe de Estado, de familiares de los 44 marinos fallecidos en el hundimiento del submarino militar ARA San Juan en 2017, resolvió este miércoles el juez a cargo de la investigación.

Macri fue procesado por realizar "acciones de inteligencia prohibidas en carácter de autor, en virtud de haber posibilitado la producción de tareas de inteligencia ilegal, haber generado las condiciones para que se pudieran llevar a cabo, almacenado y utilizado datos sobre personas", según el fallo de 174 páginas del juez federal Martín Bava.

Le puede interesarDespenalización del aborto en Colombia aún no se dará: Corte suspende discusiones sobre impedimentos

El expresidente y principal líder de la oposición de centro derecha en Argentina enfrentará el proceso en libertad. El magistrado prohibió la salida del país a Macri, quien se encuentra desde el martes de visita en Chile. Además el juez lo embargó por 100 millones de pesos (unos 943.000 dólares al cambio del día), de acuerdo a la resolución.

El exmandatario argentino puede apelar la decisión del juez de Dolores (200 km al sur) ante la Cámara Federal de Mar del Plata.

Al ser convocado a declaración indagatoria, el pasado 3 de noviembre, Macri había defendido su inocencia en un escrito presentado ante el juez, a quien intentó recusar en dos ocasiones antes ser rechazado en dos instancias. 

"No espié a nadie, yo nunca mandé en mi gobierno a espiar a nadie. Jamás vi ningún informe de ningún familiar del ARA San Juan ni de ningún otro buque", señaló el expresidente en el escrito presentado ante la justicia.

Otros procesados 

La querella sostiene que los familiares de los militares fallecidos en el hundimiento del ARA San Juan fueron objeto de escuchas telefónicas y otras interceptaciones por parte de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI) durante el año en que buscaron conocer la suerte de la embarcación y de los marinos.

"El tenor de la información reunida, la intencionalidad expresa y la sistematicidad de los documentos analizados en esta causa permiten afirmar que esa producción de inteligencia ilegal tenía un destinatario: Mauricio Macri", advirtió el juez.

Lea aquí: Se detecta el primer caso de Ómicron en Estados Unidos

"Desde los informes en los que se le adelantan al imputado (Macri) cuáles iban a ser los reclamos que los familiares de los 44 tripulantes le iban a realizar en una reunión, hasta aquellos en los que se relevaban las manifestaciones que el colectivo de familiares realizaba en Mar del Plata", en todos los documentos "se ve la matriz ideológica y la causa motivacional que llevó a la AFI a producir esa información", añadió.

El submarino ARA San Juan, un TR-1700 de fabricación alemana con 66 metros de eslora, desapareció en noviembre de 2017 con 44 personas a bordo, cuando patrullaba aguas argentinas, de regreso desde el puerto de Ushuaia (3.200 km al sur) al de Mar del Plata (400 km al sur de Buenos Aires).

La nave hundida fue hallada un año más tarde, a 900 metros de profundidad, con ayuda de las marinas de otros países.

Macri es el doceavo procesado en la causa en la que están también imputados los entonces jefes de los servicios de inteligencia Gustavo Arribas y Silvia Majdalani.

Fuente

AFP

Encuentre más contenidos

Fin del contenido.